Seguinos en nuestras redes

Entrevistas Nexofin

Entrevista a Martín De Ambrosio: cambio climático, trabajo en pandemia y el rol del periodismo científico

En diálogo con Nexofin, el comunicador recuerda sus mayores obstáculos, detalla sobre sus coberturas en la ONU, el armado de sus escritos y comparte su objetivo en el programa Hablemos Todo Hoy en Radio Metro

Desde chico, en su La Pampa natal, Martín De Ambrosio sabía que quería dedicarse al periodismo o alguna actividad relacionada como la docencia o la escritura. Al terminar sus estudios secundarios, Martin decidió estudiar Ciencias de la Comunicación en la Universidad de Buenos Aires (UBA).

A lo largo de su prometedora carrera, el protagonista trabajó en los diarios Pagina/12 (2000-2005) y Perfil (2005-2013); y hoy es colaborador del diario La Nación y del sitio SciDev.Net, entre otros. También ha participado como columnista de diferentes programas de radio (Planeta Azul; Entretapas) y ha trabajado en televisión (Científicos Industria Argentina, entre otros).

Es autor de varios libros, entre los que se encuentran El mejor amigo de la ciencia, El deportista científico, Por qué corremos, Guardapolvos, Mentes brillantes en cuerpos enfermos y Todo lo que necesitás saber sobre el cambio climático.

Publicidad

Un punto a destacar es que cubrió las cumbres de cambio climático de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) de Cancún (2010), Lima (2014), París (2015), Bonn (2017) y Madrid (2019). También fue vicepresidente (de 2015 a 2017) de la Red Argentina de Periodismo Científico.

“La RADPC es horizontal y se arma ese esquema de autoridades por un requerimiento legal de las entidades del estilo que tiene la organización de las personas jurídicas en el país”, explica De Ambrosio a NEXOFIN.

Desde 2021 sumó un nuevo desafío: forma parte del equipo del programa Hablemos Todo Hoy (lunes a viernes de 6 a 10 de la mañana) liderado por Nacho Otero en Radio Metro.

Publicidad

Al detallar su experiencia en el medio ubicado en el barrio porteño de Colegiales, el comunicador explica: “Es interesante toda la dinámica de la primera mañana; el objetivo es que la gente que está despertándose o desplazándose por la ciudad tenga un panorama de lo más importante que está pasando y acaso tenga algunas herramientas para la toma de decisiones”.

En diálogo con Nexofin, el comunicador recuerda sus mayores obstáculos, detalla sobre sus coberturas en la ONU, el armado de sus escritos y comparte su objetivo en el programa Hablemos Todo Hoy en Radio Metro.

Nexofin (N): Naciste en la provincia de La Pampa, ¿qué actividad te imaginabas desarrollar?

Publicidad

Martín De Ambrosio (MDA): Es curioso, pero desde chico sabía que quería dedicarme al periodismo o alguna actividad relacionada (docencia, escritura).

De hecho, en el secundario había que elegir una orientación a los 13 años y a pesar de que había una de “laboratorio”, que era la que habían elegido casi todos mis amigos, me incliné por la de “medios de comunicación”. Así que eso, un tipo empecinado.

N:¿Cuáles recordás como los mayores obstáculos que debiste sortear en la vida?

Publicidad

¿En la vida en general? Muchísimos. La vida debería venir con instrucciones de uso, como aquella novela de Georges Perec. Por eso lo que conviene es, de algún modo, mantener el espíritu de aprendizaje que es la base de la niñez y de la ciencia.

N: ¿Cómo fue el cambio al llegar a Buenos Aires?

Posiblemente, de las mejores cosas que me pasaron en la vida. Salir de un secundario apático en Santa Rosa y encontrarme de repente con la Universidad de Buenos Aires, toda la juventud, todo el tiempo.

Publicidad

Desde ya, hubo algunos impactos en el cambio del estilo de vida. Pero en balance, me resultó maravilloso. Bueno, y de hecho no dejé de vivir en esta ciudad nunca más.

N: Hablemos sobre la profesión, ¿cómo evalúas la calidad del periodismo científico en la Argentina?

Publicidad

Estamos trabajando desde la Red Argentina de Periodismo Científico (RADPC) para que cada vez esté más jerarquizada. Y aunque siempre hay una cierta tendencia a ver el vaso medio vacío, creo que el nivel es razonablemente bueno; ojalá entre todos podamos mejorarlo.

En ese sentido, la pandemia generó un montón de luces sobre la especialidad que hay que aprovechar. La receta no es mágica: estudiar (leer, hablar con expertos) y trabajar mucho.

N: Fuiste vicepresidente de la Red Argentina de Periodismo Científico, ¿qué recuerdos tenés de esa etapa?

Publicidad

La RADPC es horizontal y se arma ese esquema de autoridades por un requerimiento legal de las entidades del estilo que tiene la organización de las personas jurídicas en el país.

De todos modos, junto con Matías Loewy que era el presidente durante esos dos años y el resto de la comisión directiva, tratamos de hacer lo que hace la Red: impulsar la profesión, capacitaciones, talleres y demás.

Te puede interesar:

Publicidad

N: Estuviste en varias cumbres de cambio climático de la ONU, ¿una historia del detrás de escena que te haya quedado?

Publicidad

Muchas. Pero te cito una en particular de la primera de ellas, en Cancún en 2010.

Fui a uno de los eventos paralelos, como se los llama a los actos que no forman parte de la agenda oficial de las negociaciones, en el que un grupo de científicos veganos hacían una cuenta que resultaba en apariencia fácil: si todo el mundo dejaba en pocos meses de comer carne se acababa el problema del cambio climático.

Primero me hizo reír, después me shockeó el planteo, pero la moraleja es que me permitió ver -como si fuera una parábola- lo complejísimo que es el asunto del cambio climático, que incluye no sólo esquemas, gráficos y ecuaciones sino dimensiones humanas y culturales profundas. ¿Cómo iba yo, pampeano al fin, aceptar el fin de los asados?

Publicidad

Publicidad

N: Debido a la pandemia, ¿qué cambios hubo en tu forma de trabajo?

Como decía antes, la pandemia puso al periodismo científico con un foco inédito; cambiaron asuntos relacionados con cómo tratar los resultados de una investigación.

En particular con los artículos publicados directamente en línea y difundido a través de redes sociales, sin tener el aval de la revisión de pares (un proceso que se da antes de que vea la luz en revistas especializadas, como Science, Lancet o Nature, por ejemplo).

Publicidad

N: Siguiendo el hilo, ¿algo olvidado qué aprendiste con el aislamiento?

El valor del esfuerzo del trabajo durante horas y horas. Pero asimismo la necesidad de frenar en algún momento, hacer alguna actividad física (llegué a correr media hora en el interior de mi departamento, rebotando contra las paredes) y alguna actividad distractiva.

Mantener la salud mental es clave, se vio, no sólo para nuestra profesión.

Publicidad

N: ¿En qué proyectos estás trabajando actualmente?

Además de la radio y la escritura de notas periodísticas, sigo editando libros de colegas. Algo que me gusta y entusiasma.

Ojalá pronto vean la luz porque merecen tener sus lectores (te lo digo yo que me estoy divirtiendo al leerlos y editarlos).

Publicidad

N: En 2021 te sumaste a Hablemos Todo Hoy en Radio Metro, ¿cuál es tu objetivo al comunicar en los medios masivos?

Es interesante toda la dinámica de la primera mañana; el objetivo es que la gente que está despertándose o desplazándose por la ciudad tenga un panorama de lo más importante que está pasando y acaso tenga algunas herramientas para la toma de decisiones.

También divertirse y, ocasionalmente, llevarse alguna idea de qué pasa en el terreno de la ciencia y la salud.

Publicidad

N: Has escrito varios libros, ¿tenés pensado realizar otro y sobre qué trataría?

Por ahora, no. Ojalá más adelante tenga el tiempo y alguna que otra idea contundente.

N:¿Cómo te llevás con ese proceso de escritura?

Publicidad

Me gusta, pero es muy absorbente: casi casi 24×24 y la verdad es que no tiene el retorno material adecuado.

Lo que le digo a la gente que quiere escribir y publicar: hay que tener muchas ganas.

N: Vamos con un pequeño ping-pong, ¿libro que recomiendes?

Publicidad

Ficciones de Jorge Luis Borges. Una breve historia de casi todo, de Bill Bryson.

N: ¿Club de fútbol?

Boca Juniors, Boca Juniors, gran campeón del balompié.

Publicidad

N: ¿El gol que más gritaste?

Uh, también muchos. No sabría decir en toda mi historia de hincha cuál es el más más más de todos. Pero te cito dos, relativamente cercanos en el tiempo.

Tevez a Gimnasia para ser campeón justo antes de la pandemia (ese día fue completo, porque Maradona estuvo por última vez en la Bombonera y se lo despidió como merecía).

Publicidad

Y Maxi Rodríguez de penal a Holanda en Brasil para llegar a la final del Mundial (tuve la suerte de estar en la cancha).

N: Para cerrar en un concepto, ¿Martín De Ambrosio es…?

¿Un periodista de ciencias? Ponele.

Publicidad
Publicidad

TE PUEDE INTERESAR