Seguinos en nuestras redes

Salud

Cinco trucos para que la cena no te caiga pesada

Cómo hacer más saludable esta comida

Si las comidas nocturnas te son difíciles de digerir o te dificulten el dormir, seguí estos cinco consejos para que no se conviertan en un problema para la salud:

– Limitá los carbohidratos. Una o dos porciones es lo ideal. Tené precaución con las pastas, las papas, el arroz y los rellenos.

– Incluí vegetales. La noche es la mejor oportunidad para tu cuota diaria de verduras. Si comés ensalada, procurá que tenga al menos dos tipos de vegetales como zanahorias salteadas o arvejas. Los vegetales congelados u hojas verdes lavadas y embolsadas son opciones si no se dispone de tiempo.

– También proteínas. Incorporá legumbres, ya que son una excelente fuente de proteínas.

– No abuses del pan. No es malo, pero si comieste un sándwich al mediodía, ese es todo el pan que necesitás. Si agregás pan a la mesa, estás consumiendo calorías y ocupando lugar para otros alimentos más saludables.

– Tomá agua en vez de gaseosas. A menos que lo tengas prohibido, un vaso de vino también es una opción; las gaseosas y los jugos agregan calorías y azúcar sin aporte de nutrientes.

Fuente: Selecciones

Salud

Siete señales corporales que pueden decirnos algo de nuestro organismo

Cómo puede avisar el cuerpo de que algo no está funcionando de forma adecuada

El cuerpo es un sistema muy complejo en el que todo está conectado de alguna manera. Y por eso, cuando algo no va como debería, envía mensajes a otras partes como señal de alarma. Está en nuestro poder ser capaces de reconocer estas señales.

1. Baja porosidad del pelo

La forma de comprobar si tenés una baja porosidad capilar es dejando caer un solo mechón de tu pelo lavado y seco en un vaso de agua. Si se hunde hasta el fondo del vaso, tu porosidad es muy alta. Esto significa que absorbe muy rápidamente todos los productos que usás y se seca al aire en un instante. Sin embargo, suele sentirse muy seco y tiende a encresparse.

Para tratar la alta porosidad, tenés que encontrar los mejores productos posibles, que tengan ingredientes más “pesados”, como aceites y mantecas. También añadir un tratamiento de acondicionamiento profundo a tu rutina semanal.

2. Arrugas profundas del cuello

Son un signo de que los huesos se están volviendo más frágiles y menos densos. Esto significa que el peligro de fractura de los huesos es mucho mayor en mujeres posmenopáusicas.

También podrían estar diciéndote que debés comprobar el funcionamiento de tu tiroides. Si la afección sigue empeorando y no se trata, puede empezar a manifestarse en el cuello, entre otras zonas. Una piel escamosa es otro de los signos.

3. Úlceras en la boca y lengua

Las razones más comunes son el tabaquismo, las alergias, morderse accidentalmente la lengua y la inflamación. Sin embargo, si nada de lo anterior se aplica a tu caso, podrías tener una deficiencia de vitamina B12, hierro o ácido fólico. Estas lo hacen progresivamente a lo largo de un periodo prolongado.

Otros signos de alerta pueden ser la fatiga, los mareos, los latidos irregulares del corazón y la debilidad muscular. Si experimentás todo esto, tendrás que hacer algunos cambios en tu dieta y empezar a tomar los suplementos necesarios.

4. Uñas y cutículas descamadas y manchas blancas en las uñas

Las razones más comunes de la descamación de las uñas y las cutículas son la falta de hierro y la deshidratación. Si la carencia de hierro no se trata a tiempo, puede provocar anemia, que a su vez puede dar lugar a otros problemas de salud, como dolor en el pecho. Otros motivos de tus uñas en mal estado pueden ser tu tiroides poco activo, una enfermedad pulmonar o incluso una renal. La mejor manera de tratar tus uñas en casa es llevando una dieta rica en hierro y manteniéndolas hidratadas.

Ahora bien, si empezás a notar manchas blancas en tus uñas, hay cuatro posibles razones: alergias, infección por hongos, una lesión o deficiencia de minerales. Prestá más atención a la última, ya que deberá ser tratada con especial cuidado. El zinc y el calcio son los culpables más comunes de esta carencia, y lo primero que debés hacer es un análisis de sangre.

5. Talones agrietados

Pueden deberse a la sequedad de la piel, al clima frío o a que permanecés de pie muchas horas al día. Sin embargo, pueden ser indicadores de problemas más graves, como eczema, hipotiroidismo y diabetes. Podés tratarlos sumergiéndolos en agua jabonosa durante 20 minutos y frotándolos con una piedra pómez. A continuación, aplicá una crema hidratante fuerte que incluya ácido láctico, aceite de jojoba o manteca de karité.

Si los tratamientos caseros no mejoran el estado de tus talones, acudí a un médico. Hay muchos tratamientos que tu podólogo puede hacer o prescribir, como una crema hidratante mucho más fuerte. Lo que sí podés hacer a diario es revisar tus talones, lavarlos bien y usar calzado con buen apoyo.

6. Enrojecimiento alrededor de la nariz, las mejillas y la frente

La rosácea es la principal causa de enrojecimiento de estas zonas. Los mayores de 30 años y con piel clara son más propensos a desarrollarla, ya que rara vez afecta a los niños. Algunos de los signos más comunes son el rubor, el enrojecimiento persistente, las protuberancias y los granos, y los vasos sanguíneos visibles. Otros signos menos comunes son la irritación de los ojos, el engrosamiento de la piel y la hinchazón.

El tratamiento suele consistir en medicamentos tópicos y orales que te recetará tu médico. En los casos más graves, pueden usar tratamientos con láser para eliminar los vasos sanguíneos visibles.

7. Ojos hinchados o incluso inflamados

Si no tenés una infección y no sos alérgico a nada y seguís teniendo los ojos hinchados, entonces la causa más común es el consumo excesivo de sal, que hace que se acumule más agua en el cuerpo y en la cara, incluida la zona de debajo de los ojos. Deberás reducirla y tal vez aumentar la ingesta de potasio. Otras causas pueden ser la enfermedad de Graves-Basedow, un conducto lagrimal obstruido, el tabaquismo y no dormir lo suficiente.

Una vez que conozcas el origen de tu problema, tendrás que empezar a tratarlo. Las compresas frías, las bolsas de té y los masajes faciales son algunas de las cosas más fáciles que podés hacer por vos mismo. Si la hinchazón no desaparece hagas lo que hagas, acudí a un médico.

Fuente: Genial gurú

Continuar leyendo

Salud

De qué se trata el movimiento Plant Based

Qué caracteriza a este tipo de alimentación sustentable

El movimiento Plant Based promueve una dieta a base de plantas, entre los cuales fomenta el consumo de vegetales y frutas de estación principalmente, como parte de su concepto sustentable y orgánico. A diferencia del veganismo, no se caracteriza por tener una filosofía tan estricta, sino que más bien invita a todo tipo de público a incorporar este estilo de vida con platos con una impronta moderna, estética y nutricionalmente diseñados para aprovechar los beneficios de las plantas.

Este término data de los años 80, cuando el bioquímico Thomas Collin Campbell lo inventó el marco de su estudio sobre esta corriente; sin embargo, no es hasta la actualidad que este movimiento se ha extendido por el mundo y sus cocinas, como una alternativa de alimentación flexible frente al veganismo.

El chef estadounidense Matthew Kenney -referente mundial de la cocina plant based- lo considera como un estilo de vida que va más allá de una moda; planteándolo como la comida del futuro, apuntando a sorprender a sus comensales a través del paladar, y al mismo tiempo siendo bio amigable y produciendo un menor impacto ambiental.

Cada vez se pueden encontrar más productos “plant based” en diferentes tiendas, pero desde hace un tiempo esta tendencia se ha apoderado del ámbito gastronómico, ya que cada vez son más los restaurantes que tienen una o varias opciones a base de plantas en sus cartas o que se dedican con exclusividad a esta corriente.

Está basado en la cocina a base de plantas, y no tiene una base filosófica la cual en algunos casos podemos ver algún tipo de extremismo como el veganismo u otras corrientes, ya que es un concepto que es amplio y funciona para todo el mundo, para los que consumen todo tipo de alimentos, lo que es una gran ventaja porque no tiene ninguna restricción.

Hoy es un concepto que está asociado a lo sustentable, saludable y orgánico, es una alimentación consiente que tiene la fortaleza de estar asociada con un camino con mayores beneficios en la alimentación. El resultado es un balance a nivel alimenticio entre nutrientes, proteínas, grasas y carbohidratos. Está asociada también a la estética de la presentación de los platos y de este tipo de productos, generando sensaciones visuales.

Fuente: La Bioguía

Continuar leyendo

Salud

Qué son los puntos rojos en la piel y por qué aparecen

Lo que tenés que saber acerca de estas lesiones cutáneas

Los puntos rojos de la piel son unas marcas que aparecen en la cara y en el tronco generalmente, a veces en las extremidades, de color rojo o morado. También conocidos como microangiomas, angiomas, angiomas seniles, angiomas capilares o puntos de Campbell–De Morgan, se pueden describir como dilataciones de pequeños capilares.

Muchos presentan puntos rojos o de color rubí, de pequeño tamaño, unos 2 mm de diámetro, aunque pueden alcanzar hasta 7 o más milímetros. Las protuberancias pueden ser elevadas o planas y, si bien normalmente las encontramos en el torso, también pueden desarrollarse en brazos, piernas y cuero cabelludo.

No deben preocuparnos, ya que son benignos y la mayor parte de ellos desaparecen solos, aunque siempre es recomendable acudir al médico para que sea quien diagnostique si se trata de otro tipo de lesión o de un angioma. En general el pronóstico es muy bueno y lo único que pueden producir es una alteración de la estética, sin influencias sobre la salud.

Si aparecen muchos de forma repentina, debemos consultar con un profesional, aunque no reflejen ninguna enfermedad subyacente, en principio. Estos probablemente podrían ser angiomas de araña. También debemos controlarnos si un angioma empieza a sangrar, sentimos incomodidad o cambia su apariencia.

El principal motivo de la aparición de estas lesiones es propio proceso de envejecimiento, por ello suelen desarrollarse a partir de los 40 años (por lo general, aumentan en número con el paso de los años). Además, estos problemas relacionados con los vasos frecuentemente se transmiten en las familias y por ello, el motivo genético es uno de los más destacados.

Se pueden diagnosticar con un examen visual y, por lo general, no requieren ningún tratamiento. Dicho esto, estas manchas se pueden eliminar de forma no invasiva si su apariencia molesta, normalmente por motivos estéticos. El médico puede recomendar una técnica de eliminación relativamente indolora que incluye láser o nitrógeno líquido.

Fuente: 65 y más

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR