Seguinos en nuestras redes

Economía

En una década, creció en 800 mil personas la cantidad de desocupados en la Argentina

Una investigación de la Fundación Mediterránea advierte que desde 2011 crecieron el empleo público y la ayuda social al tiempo que se deterioró la contratación en el sector privado

El think tank cordobés Fundación Mediterránea elaboró un informe que demuestra que hasta marzo de 2021 se registraron 800 mil desocupados más que en 2011.

La organización, que persigue la producción de conocimiento sobre los problemas económicos nacionales y regionales, aseveró que “retornan las moratorias previsionales, tras una década con importante aumento en los beneficiarios de la seguridad social y un marcado deterioro en la creación de empleo de calidad”.

Para esa fundación, en la “última década estanflacionaria, la economía argentina exhibe cifras muy poco alentadoras en el mercado laboral”, ya que “lo único que se expandió fue el empleo público (alrededor de 600 mil puestos adicionales) y el cuentapropismo (+1,5 millones), ya que se han destruido 136 mil empleos asalariados formales y 425 mil informales“.

“En 2021 se registran 800 mil desocupados más que en 2011, pese a que desde entonces casi 2,5 millones de personas han pasado a la categoría de inactivas”, indicó el Instituto IERAL de esa fundación, en un informe sobre la situación laboral y previsional.

Al mismo tiempo que se deterioraba la calidad del empleo, aumentaba en forma notable la cantidad de programas de ayuda social, caso de la Asignación Universal por Hijo y la Asignación Universal por Embarazo (AUH y AUE), que alcanzan actualmente a 4,4 millones de beneficiarios”, alertó.

Explicó que “un fenómeno análogo se dio en el plano previsional, haciendo que para 2016 los beneficiarios de moratorias superaran a quienes habían hecho los aportes exigidos por la ley”.

Economía

Un informe revela que comprar productos en Argentina cuesta hasta 86% más que en otros países de la región

Prendas de vestir, calzado y productos tecnológicos son los que más diferencia marcan.

La Bolsa de Comercio de Córdoba realizó un relevamiento de los sectores más protegidos por el Estado. El estudio advirtió sobre el “proteccionismo ineficiente” y señaló que “a pesar del costo fiscal que asume el Gobierno para promover la industria nacional, el sistema de sustitución de importaciones local es insuficiente y, en muchos casos, incrementa el precio asumido por los consumidores“.

La entidad indicó: “En abril, cuando el Índice de Precios al Consumidor (IPC) general fue del 6%, los precios de prendas de vestir y calzado aumentaron 9,9%. En la comparación interanual, los valores son 58% y 73,4%, respectivamente”.

El informe remarca: “Los argentinos pagan más la indumentaria que sus pares de la región. Un vestido apenas cuesta algo más que en Brasil y 25% más que en México. Un jean, 29% más que en Brasil y 36% más que en México. En zapatos de vestir, la brecha es de 59% con un par brasileño y 38% con uno mexicano”.

Inflación: Feletti pierde una pulseada interna y lo mandan debajo del radar de Guzmán

Las zapatillas deportivas presentan la mayor diferencia general: 50% más que en Brasil y México. Asimismo, en el mercado local también cuestan más que en Nueva York, Londres o Tokio, tres de las ciudades más caras del mundo”, agregan desde la Bolsa de Comercio de Córdoba.

En cuanto a la tecnología, también hay una diferencia amplia entre Argentina y sus pares: “Con Brasil hay un solo modelo de computadoras que coincide, y cuesta hasta un 10% más caro en el mercado local; mientras que con México hay más variedades en común, y los valores son entre 19% y 86% más altos a nivel local“.

“En único producto que se dejó de fabricar, durante el gobierno de Macri, las computadoras, es el que crece por sobre la inflación. Hace siete años que no se fabrican computadoras en Tierra del Fuego“, detalla el informe.

Continuar leyendo

Economía

El BCRA no descarta nuevas subas de tasas: a cuánto analiza llevarlas

Si no se producen saltos inflacionarios adicionales, el BCRA subirá dos puntos más las tasas de las Leliq. Si la inflación de mayo ronda el 5%, el próximo incremento podría ser de un punto porcentual. El aumento en el déficit cuasi fiscal complica la reducción de la inflación.

El Banco Central (BCRA) está cerca poner fin a la suba de las tasas de interés. “De mantenerse los actuales niveles de inflación, 23,1% en el primer cuatrimestre, el incremento de tasas llegaría a ser de dos puntos adicionales” señaló una alta fuente del BCRA.

La impresión dentro de la entidad monetaria es que en mayo se seguirán observando variaciones elevadas en los precios al consumidor, aunque evitaron brindar porcentajes.

“Si la inflación de mayo llega a ser del 5%, sería esperable que se produzca un nuevo incremento de las tasas, de un punto porcentual” agregó. La semana pasada, el directorio del BCRA optó por elevar dos puntos, a 49% anual, la tasa nominal anual de las Letras de Liquidez. La efectiva anual es de 61,8%. Era la quinta decisión en este sentido que adopta la entidad que preside Miguel Pesce.

Recuérdese que fue el acuerdo con el FMI lo que gatilló el cambio de postura del gobierno dado que aún con incrementos en el nivel de precios en 2021, la entidad monetaria no dispuso ningún cambio en las tasas de referencia. La cercanía de las elecciones legislativas también incidió en esa postura a la que habría que sumar el atraso impuesto en el tipo de cambio oficial.

El Presidente Alberto Fernández, en reunión con el Ministro de Economía, Martín Guzmán

En el entendimiento con el FMI, el gobierno se compromete a mantener una tasa real positiva, es decir, por encima de los niveles de inflación. Pero aún con esa suba proyectada de dos puntos adicionales, tomando la tasa efectiva anual, el alza en 2022 de los precios minoristas estaría por encima.

El inconveniente del incremento de las tasas de las Leliq es que su utilidad para contener la inflación en la Argentina es que incrementa el déficit cuasi fiscal. Los agentes económicos, en función al mayor interés que paga la deuda del BCRA, anticipan una mayor emisión de pesos a futuro, lo que se traslada al presente poniendo un piso elevado a la inflación.

Este efecto es mayor cuando las Leliq hoy emitidas por el BCRA representan 1,5 veces la base monetaria. Técnicamente, ese déficit cuasi fiscal entre economistas es visto como una emisión endógena, y, nuevamente, alimentando en lugar de reducir las expectativas inflacionarias. Ese alto stock de Leliq seguramente formará parte de la herencia que dejará la actual gestión al gobierno que asuma el 10 de diciembre de 2023.

El inconveniente que tiene en general, desde un punto de vista macroeconómico, el gobierno para combatir la inflación es que no elimina incertidumbres o atrasos en los precios. Las tarifas de los servicios públicos se van a incrementar en 2022 pero por debajo de la inflación esperada en el año, entre 65% y 70%, por lo que no se corrigen las distorsiones ni, más importante aún, se reducen los subsidios energéticos.

El déficit fiscal primario seguramente va a estar en torno al 3% del PBI, muy elevado y con un financiamiento monetario del BCRA equivalente al 1% del PBI.

En base a la información oficial, la tasa de Leliq se estacionará, sin saltos inflacionarios, en torno al 51% nominal anual. En base a ello se incrementarán la tasa de plazo fijo y la tasa máxima de financiamiento de las tarjetas de crédito. Si llega a morigerar la inflación, es otra cuestión en discusión. Ya hay economistas que contemplan que el 2023 puede llegar a tener un alza de los precios aún superior a la del corriente año.

Continuar leyendo

Economía

Billeteras virtuales: qué cambios anunció el Banco Central

Los usuarios tendrán disponibles en una sola aplicación todas sus cuentas. La medida apunta a agilizar la carga de dinero, disponible para el consumo.

De esta manera, se cambiará el paradigma de funcionamiento de muchas de estas billeteras, que necesitan la carga previa de dinero antes de poder usarlas.

Ahora, un cliente que tiene saldo nulo en el proveedor de servicios de pago (PSP), pero dispone de fondos en su cuenta bancaria podrá pagar con la billetera del PSP usando el dinero depositado en su banco.

También obligaron a las aplicaciones a constituir encajes sobre el 100% de los depósitos de sus clientes. Así, fueron contra la posibilidad que tenían las aplicaciones de percibir intereses a partir del “dinero en cuenta” de los usuarios.

Con respecto a la prevención de fraudes, la normativa establece que la vinculación entre cuentas solamente se podrá hacer cuando compartan titularidad, luego de una autorización realizada por única vez por el titular de la cuenta de la que se debitarán los fondos, excepto cuando la operatoria se utilice para el cobro de cualquier concepto vinculado a préstamos.

Actualmente, hay más de 30 billeteras digitales que operan en la Argentina aunque unas pocas concentran el volumen de usuarios. Con este cambio, los grandes jugadores podrían aumentar aún más el uso entre sus clientes, en detrimento de las aplicaciones de menor tamaño.

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR