Tecnología

Covid-19: así funciona el sensor de dispositivos móviles que detecta la enfermedad

Los científicos de una reconocida empresa estadounidense desarrollaron sensores pequeños que pueden detectar las nanopartículas del virus

viernes 30 de abril de 2021 - 8:30 am

Dos nuevas soluciones con sello tech surgieron en las últimas semanas y trajeron esperanza en la lucha contra el coronavirus: una, a través de un sensor del móvil que detecta partículas del Covid-19; y otra que lo elimina de cualquier superficie mediante nanotecnología.

La firma GE Research está desarrollando sensores en miniatura que pueden detectar con gran precisión las nanopartículas que generan el Covid-19 en diferentes superficies.

“Una de las primeras líneas de defensa contra cualquier virus es evitar la exposición, lo cual es más fácil decirlo que hacerlo cuando no se puede ver”, dijo Radislav Potyrailo, principal científico e investigador de GE Research del proyecto NIH.

El sistema se basa en un exitoso conjunto de tecnologías de detección que han dado como resultado demostraciones de campo y un lanzamiento comercial para monitoreo industrial.

Para profundizar en este sistema, la firma recibió una subvención del Instituto Nacional de Salud (NIH) por 24 meses para usar el programa RADx-rad.

“A través de nuestro proyecto con el NIH, estamos desarrollando un sensor para detectar la presencia de Covid-19 que sea lo suficientemente pequeño como para incrustarlo en un dispositivo móvil”, advierte Potyrailo.

Las personas, fuera del hogar, están en contacto con diferentes superficies. Desde la pantalla del teléfono, hasta mostradores, supermercados, bolsas y demás productos.

“Si bien todos hacen un gran trabajo manteniendo limpias estos espacios, queremos agregar una capa adicional de seguridad con la que podamos detectar la presencia del virus que genera Covid-19”.

Durante la última década, GE Research logró importantes avances en el desarrollo de tecnologías de detección miniatura que brindan un rendimiento superior y capacidades similares a los instrumentos analíticos de alta gama que se encuentran en un laboratorio típico.

“Hemos desarrollado sensores diminutos más pequeños que la yema de un dedo que tienen las mismas capacidades de detección que los instrumentos analíticos de alta gama que son del tamaño de un horno de microondas”, agregó Potyrailo.

En equipo también explicó que el tiempo de desarrollo del proyecto debería ser un total de dos años y aún se encuentra en su fase intermedia. Las primeras muestras estarán para principios de 2022.

“Nuestros sensores son como sabuesos. Los entrenamos para que detecten una cosa específica y pueden hacerlo sin que otra cosa los desvíe de su objetivo”, resalta Potyrailo.

Fuente: Clarín

COMENTARIOS