Seguinos en nuestras redes

Economía

El 2020 cerró como el peor año para la venta de propiedades en la Ciudad de Buenos Aires

Con 18000 escrituras en todo el año los números superan a las 33.000 operaciones de 2019 que poseía el récord mas bajo hasta la fecha

La crisis económica que azota al país junto con la turbulencia cambiaria a la que nos tiene acostumbrado el país generaron un cóctel explosivo para el mercado inmobiliario. En 2020 la cantidad de operaciones de compra venta de propiedades en la Ciudad de Buenos Aires cayó 44%: apenas se registraron 18.000 escrituras.

Los datos son del Colegio de Escribanos de la Ciudad, que detalla que en diciembre pasado hubo 3065 registros, una baja del 6,1%.

Los números hablan por si solos, el 2020 fue el peor año de la historia para la actividad inmobiliaria en la ciudad de Buenos Aires. Incluso superó al 2019 que cargaba con ese “récord” hasta el momento. “Cerramos un año que rompió todos los récords de caídas en las compraventas y las 33.000 operaciones de 2019 quedaron mucho más arriba de las 18.000 totales de este año”, dijo Carlos Allende, presidente del Colegio.

En diciembre pasado, hubo apenas 125 escrituras formalizadas a través de hipotecas bancarias. El número representa una caída de 51% con respecto al mismo mes del año anterior. Con poco más de 1.000 hipotecas, el año cerró con una baja de 64 por ciento.

Publicidad

A la coyuntura economía, el gobierno se fabricó solo un escollo mas para profundizar la caída de las escrituras: la Ley de Alquileres. “El mercado está muy planchado y la gente que compraba departamentos chicos para la renta no está comprando nada porque la ley de alquileres no convence a nadie. Perjudica por igual a propietarios inquilinos y corredores inmobiliarios”, indicó Armando Pepe, presidente del Colegio Unico de Corredores Inmobiliarios (Cucicba).

El monto promedio de las escrituras fue de $7,4 millones (unos USD 84.850 de acuerdo al tipo de cambio oficial). Esta cifra subió apenas 19,5% en pesos con respecto a 2019 y bajó un 14,2% en moneda estadounidense.

“Sin duda fue el año de números rojos en todas las actividades pero en la caída en la actividad inmobiliaria medida por el dato más objetivo que es la escrituración de propiedades fue por lejos el peor del que se tenga registro. Para poner en contexto lo exiguo de la cantidad de operaciones registrada vale observar que las poco más de 18 mil escrituras del 2020 son apenas un tercio de las registradas en la gran crisis económica-institucional del 2002″, detalló a Infobae José Rozados, titular de la consultora Reporte Inmobiliario.

El 2021 tampoco parece promisorio. Si bien se espera que, en caso de no volver a un confinamiento estricto, la economía tenga un rebote lógico y recupere algo del terreno perdido en 2020, los especialistas del mercado inmobiliario no ven que esa expectativa se traslade al sector: “Podría inferirse, a partir de la mayor cantidad de operaciones en los últimos meses del año, que de no sufrir otro confinamiento estricto como el que se vivió en 2020 el número de operaciones crecería en 2021. Sin embargo el mercado dista mucho de ser un mercado realmente dinámico, los inversores aún no ven que en general los precios resulten atractivos como para cambiar liquidez en dólares por inmovilidad en ladrillos y quienes necesitarían mudarse o bien comprar su primera vivienda están prácticamente expulsados del mercado ante la inexistencia de crédito hipotecario real y accesible”, agregó el especialista.

Publicidad

Economía

El Gobierno prometió más subsidios a los colegios privados que ingresen en el programa Precios Justos

Sergio Massa se reunió con los representantes de las instituciones educativas y acordó que quienes participen del plan acuerdo de precios recibirán más beneficios estatales.

Mientras los precios se disparan en las primeras semanas del año, el Gobierno intenta acordar topes con distintos sectores para tratar de amortiguar el impacto en el bolsillo de los argentinos.

Uno de ellos es la educación privada, para lo cual el ministro de Economía, Sergio Massa, mantuvo una reunión con representantes de las distintas instituciones educativas, con el fin de cerrar el ingreso al programa Precios Justos, en donde se impone un tope de aumento mensual de alrededor del 3%.

Para ello, desde el Palacio de Hacienda se comprometieron a subir la tasa de subsidios que brinda el Estado a este tipo de instituciones, para que puedan sostener el aumento escalonado.

Según trascendió, de la reunión éntrelas partes, se acordó el valor de las cuotas que deberán pagar los padres durante el ciclo lectivo 2023, así como se prometió mejorar los subsidios a la luz y el gas, que perciben las instituciones nacionales.

Publicidad

Desde el área que dirige Massa, indicaron que el acuerdo se extenderá hasta junio, cuando las partes volverán a sentarse en la mesa de negociación. Mientras que aclararon que habrá un primer aumento del 16,38% en marzo, y luego una suma del 3,35% mensual hasta mediados de año.

Para el mes de julio “como compensación”, se autorizará una suba del 4%, y se pondrá en marcha una nueva etapa de negociación para el segundo semestre del 2023.

La cartera económica se comprometió a “hacer otro esfuerzo estableciendo un sistema de tarifa de luz y de gas similar al que tienen los clubes de barrio en la Argentina para las escuelas privadas o las escuelas de gestión privada, para ayudar a que el esfuerzo que están haciendo las instituciones de educación privada en la Argentina, el trabajo que llevó adelante el Ministerio de Educación y la Secretaría de Comercio, redunde en beneficio de miles y miles de familias argentinas que mandan a sus chicos a las escuelas privadas”.

Del encuentro participaron, además de Massa, su par de Educación, Jaime Perczyk, y representantes de la Cámara Argentina de Instituciones Privadas (Caiep), la Junta Coordinadora de Asociaciones de la enseñanza Privada de la República Argentina (Coordiep) y el Consejo Superior de Educación Católica (Consudec).

Publicidad

 

Continuar leyendo

Economía

El Gobierno evalúa lanzar un nuevo billete con la cara de Lionel Messi

Lo confirmó la titular del Banco Central, Silvina Batakis, y tendría un valor de $10.000.

Debido a la alta inflación en la Argentina, desde hace varios días se viene hablando de la posibilidad de emitir nuevos billetes de $2.000, $5.000 y de hasta $10.000. El de $2.000 ya fue aprobado por el Banco Central y llevará los rostros de Ramón Carrillo y Cecilia Grierson. Ahora se mencionó la posibilidad del de $10.000 con la cara de Lionel Messi.

En diálogo con Radio con Vos, Silvina Batakis, titular del Banco Central, confirmó que se evalúa lanzar billetes con mayor denominación. “Es un tema que se está discutiendo dentro del Poder Ejecutivo y con el Banco Central, y que es una necesidad hoy en día”, indicó.

Publicidad

Al ser consultada por el de $10.000, la funcionaria dijo: “Ahí jugaría algo que tiene que ver con el corazón de los argentinos. Un billete simbólico que tenga que ver con el Mundial“.

El periodista Alejandro Bercovich le preguntó si haría un billete con la cara de Lionel Messi y Batakis respondió: “Sí, totalmente”. Luego agregó: “Entiendo que es algo que se está analizando. El Presidente (Alberto Fernández) en una entrevista lo dejó abierto”.

Publicidad

En las últimas horas, un usuario de Twitter se animó a realizar un bosquejo de un probable billete de $10.000 con Lionel Messi levantando la Copa del Mundo. Al ser consultado por este tema en Urbana Play, Alberto Fernández contestó: “No está nada descartado, ahora sacamos los de $2.000”.

Continuar leyendo

Economía

Dólar hoy: el “blue” sube cuatro pesos en un día y la brecha escala al 99%

A pesar del alza, la divisa que se negocia en el mercado paralelo acumula una pérdida de cuatro pesos o 1,1%.

El dólar “blue” vuelve a retomar la tendencia alcista para sus operaciones y cotiza cuatro pesos por encima del valor al cual cerró durante el primer lunes de febrero. En ese sentido, la divisa que opera en el mercado marginal se negocia a $377, según los precios de referencia de la city porteña. En lo que va de febrero, la cotización libre acumula una caída de cuatro pesos o un 1%, desde los $381 a los cuales cerró en enero.

Al mismo tiempo, el oficial mayorista experimenta un ascenso en su valor de venta y se ofrece con una ganancia de 39 centavos a $189,50. De esta manera, la brecha cambiaria que lo separa del “blue” vuelve a aproximarse a la barrera de los 100 puntos porcentuales, ubicándose en el 98,9 por ciento.

El dólar MEP, también conocido como “Bolsa”, aparece en pantallas a $358,57: 1,3 por ciento más que el valor de apertura. Por su parte, el dólar contado con liquidación (CCL) aumenta casi 1 por ciento y opera a $368,91.

Por otra parte, los ADRs operan dispares. La mitad del panel de acciones argentinas en Wall Street registran ganancias, encabezadas por Banco Supervielle (3,5%), seguida por Central Puerto (1,8%). Entre las bajas, Mercadolibre cae 2,6% y Corporación América 1,7%.

Publicidad

FMI: arriba una nueva misión técnica para discutir la cuarta revisión del acuerdo

En la misma línea, los bonos en dólares operan con tendencia mixta. Entre los títulos de deuda que registran subas lidera el GD46 que sube 5,3%. Entre las bajas, se destacan el AL35 y el AL29 que caen 1,2%. El riesgo país, por su parte, sube 2,6% hasta los 1961 puntos.

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR