Economía

Para los bancos del exterior, Argentina aún es un “paria financiero”

Los banqueros en Wall Street le dedican cada vez menos tiempo en sus informes a la Argentina. Los pocos que aún mantienen comentarios sobre el país no son alentadores. En Nueva York ven que la recuperación será menos de la mitad de lo que se perdió este 2020 y que la inflación será el doble de lo que prometió Guzmán en el Presupuesto

lunes 28 de diciembre de 2020 - 9:03 pm

A pesar de haber reestructurado u$s66.000 millones de su deuda con los bonistas privados en forma exitosa, Argentina sigue siendo un paria financiero para los bancos extranjeros.

Los rendimientos de los bonos en torno al 16% anual en dólares, la devaluación récord de su moneda (el dólar blue subió más del 100% este año) y la batería de desequilibrios macroeconómicos convierten a este país en un paria para los inversores y hombres de negocios.

Según Larry Fink, el CEO de BlackRock, pasarán muchos años para que alguien confíe en la Argentina, y lo mismo opinan en cualquier banco de inversión o gestor de fondos tanto de EEUU como de Europa sobre el país.

Para el mercado, Cristina sigue manejando las decisiones del Gobierno y eso exacerba la desconfianza.

“Argentina es irrelevante para los negocios. Creo que a lo sumo que haya un interés muy puntual en un sector, no veo que la Argentina salga del ostracismo. Porque a los problemas que ya todos sabemos que tienen se le suma un Gobierno que políticamente espanta al capital. Y el mundo es y un lugar complejo como para dedicarle tanto tiempo a un país como la Argentina”, aseguró a iProfesional un banquero argentino en Nueva York que vaticina la “condena” que tendrá el país.

“El kirchnerismo, porque este un Gobierno kirchnerista, nunca atrajo a los capitales. Más bien se pasó el tiempo peleando contra ellos porque no los atraía. Con lo cual yo creo que el ministro de Economía (Martín Guzmán) sabe muy bien que no habrá financiamiento ni capitales para la Argentina durante todo el mandato de Alberto Fernández”.

La duda acerca del dólar es otra variable: ¿evitará el Gobierno un salto del tipo de cambio? Muchos se “juegan” ahora a que sí lo hará, pero no imaginan un baja de la brecha cambiaria. “No se puede hacer negocios en un país donde te pagan $85 para entrar plata pero para sacarla, si es que te dejan, tenés que convalidar un precio del dólar 70-80% más caro. Sencillamente no es viable y nunca lo será”, advirtió un ex banquero de Wall Street que volvió a Buenos Aires y que luego del triunfo de Alberto Fernández y Cristina Kirchner decidió “refugiarse” en el Uruguay.

Para este economista, “hay cero chances” de que el Gobierno pueda revertir la desconfianza que genera en el mundo empresario y financiero. “En el mejor de los casos pueden estabilizar la situación, como ahora, y llegar con una economía algo más ordenada al final de su mandato. Eso es lo que busca Guzmán, de hecho. Pero el problema de la Argentina es que más allá del esfuerzo que haga un ministro o un grupo de funcionarios, al final del día todo está supeditado a la decisión de Cristina. Y el mercado conoce muy bien a la ex presidenta”, advierte.

“Un programa con el FMI te ayuda a mejorar un poco en ese aspecto, pero no te va a generar algo mágico en sí mismo”, explicó otro gestor de fondos argentino que vive en Manhattan.

“Quedó demostrado con el canje de deuda. Se cerró casi con el 100% y los bonos se hundieron casi el 25%. Eso sucedió porque la política económica no es consistente y porque hay mucho riesgo de gobernabilidad en la Argentina. El doble comando no genera confianza”, sumó.

“La verdad es que la palabra Argentina aparece cada vez menos en los calls que tengo. Cuando seguís América Latina, el interés de los fondos y de las empresas a la hora de invertir pasa por otro lado. Brasil siempre está, Chile también en alguna medida, Colombia es otro por el cual preguntan. Pero cuando les querés hablar de Argentina los mismo tipos te cortan y te cambian de tema. No hay interés”, explicó un economista que trabaja como representante de un banco europeo en Buenos Aires.

 

COMENTARIOS