Seguinos en nuestras redes

Norteamérica

Alerta: el gobierno de los Estados Unidos confirmó un masivo ciberataque a sus redes

La vulnerabilidad fue hallada al trabajar sobre la empresa de ciberseguridad FireEye y un software de la firma SolarWinds. Los hackeados fueron los Departamentos del Tesoro y del Comercio, entre otros

Durante las últimas horas, el gobierno de los Estados Unidos confirmó que sus redes informáticas sufrieron un ciberataque. Según medios locales, al menos los sistemas del Tesoro y del departamento de Comercio se vieron afectados.

Las autoridades trabajan para determinar la extensión de los daños, que también habrían alcanzado a varias agencias federales. Las primeras informaciones indican que se trató de un grupo de hackers que pudo haber contado con la ayuda de otro país.

“Hemos estado trabajando en estrecha colaboración con nuestras agencias asociadas con respecto a la actividad recientemente descubierta en las redes gubernamentales”, dijo a la AFP un portavoz de la Agencia de Seguridad de Infraestructura y Ciberseguridad (CISA, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con la agencia, que depende del departamento de Seguridad Nacional, el Gobierno “está brindando asistencia técnica a las entidades afectadas mientras trabaja para identificar y mitigar cualquier compromiso potencial”.

Según informó The New York Times, el ciberataque fue ejecutado por un grupo de hackers que robaron información de los departamentos de Tesoro y de Comercio y de varias agencias federales. Además, señaló a Rusia como el posible patrocinador de tales acciones.

“Se están tomando todas las medidas necesarias para identificar y solucionar cualquier posible problema relacionado con esta situación”, comunicó el Consejo de Seguridad Nacional en relación con el ciberataque al Tesoro. En tanto, un portavoz del departamento de Comercio confirmó una “irrupción en una de nuestras oficinas’’, y añadió: “Hemos pedido a la CISA y al FBI investigar lo ocurrido”.

Norteamérica

La Corte de Estados Unidos revocó el fallo que garantiza el derecho al aborto

El máximo tribunal de Justicia americana anuló este viernes la protección del derecho al aborto, vigente en este país desde 1973. Ahora, cada estado tiene la potestad para decidir, pero trece de ellos tienen ya preparadas las llamadas “leyes de activación automática” para restringir o prohibir el derecho, en paridad con la decisión del supremo órgano judicial.

En una sentencia de 6 votos contra 3 a favor, impulsado por su mayoría conservadora, la Corte Suprema de Estados unidos confirmó la ley que prohíbe el aborto después de las 15 semanas.

La decisión publicada revoca tanto la sentencia conocida como “Roe versus Wade”, acordada hace 49 años, que protegía el derecho al aborto en todo el país, como otra resolución de 1992, “Planned Parenthood versus Casey”, que reafirmaba dicha protección pero permitía a los estados establecer regulaciones sobre el proceso.

Los jueces sostuvieron que la decisión del caso Roe contra Wade, que permitía los abortos realizados antes de que un feto fuera  fuera del útero -entre las 24 y 28 semanas de embarazo-, fue errónea porque la Constitución de Estados Unidos no menciona específicamente el derecho al aborto.

El gobierno del presidente Joe Biden viene trabajando a contrarreloj desde que el 3 de mayo se filtró el borrador de la decisión para lanzar una serie de medidas que, en la práctica, salvaguarde de la manera más amplia posible el acceso de las mujeres a la interrupción voluntaria del embarazo.

Los legisladores de más de una veintena de estados conservadores tienen preparados ya proyectos de ley que prohibirían o restringirían el aborto en el momento en que Supremo anulara Roe contra Wade, según explicaron al principios de mes fuentes judiciales al periódico ‘The New York Times’.

Según informó el prestigioso portal, Biden, por su parte, optaría por un paquete de órdenes ejecutivas que irán desde eliminar las restricciones para acceder al aborto con medicamentos hasta preparar al Departamento de Justicia para que combata leyes estatales que penalizan los viajes a otros estados para someterse a la práctica.

Continuar leyendo

Norteamérica

VIDEO: el insólito accidente en bicicleta de Joe Biden

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, protagonizó un nuevo accidente al intentar bajar de una bicicleta. El mandatario norteamericano perdió el equilibrió y terminó cayendo de costado, golpeando su cabeza contra el piso. El hecho no pasó a mayores ya que llevaba puesto un casco protector.

El accidente ocurrió en Delaware, donde Joe Biden se encontraba descansando durante el fin de semana junto a su esposa, Jill Biden. El Presidente cayó mientras realizaba un recorrido en bicicleta en Rehoboth Beach, una localidad donde suele pasar sus días libres de verano.

Joe Biden detuvo su marcha para frenarse y dialogar con un grupo de periodistas, pero al intentar bajar de la bicicleta ocurrió el accidente. Rápidamente se levantó y dijo: “Estoy bien”. No es la primera vez que el presidente de Estados Unidos sufre un “blooper”.

El pasado 15 de abril había protagonizado otro insólito momento: al terminar un discurso en una universidad, se dio la vuelta para saludar a una persona pero terminó estrechandole la mano al aire porque estaba solo. Y en otra ocasión también había sufrido un tropiezo mientras bajaba las escaleras del Air Force One.

Continuar leyendo

Mundo

La inflación también se dispara en Estados Unidos: ya es del 8,6% anual y es récord

Los precios subieron un 1% en apenas un mes y acumula un 8,6% interanual, el número más alto de los últimos 40 años

El Gobierno de Joe Biden continúa con grandes problemas para controlar la inflación, luego de que el índice de precios volviera a acelerarse en mayo y registrara un aumento interanual en mayo del 8,6%. En abril, esa misma cifra había sido del 8,3%.

Mes a mes, la estadística tampoco arroja números prometedores: La inflación del último mes respeto a abril fue del 1%, un fuerte aumento desde la suba del 0,3% de marzo a abril.

La inflación desenfrenada de Estados Unidos está imponiendo severas presiones a las familias, obligándolas a pagar mucho más por la comida, el combustible y el alquiler, y reduciendo su capacidad para adquirir artículos discrecionales, desde cortes de cabello hasta productos electrónicos.

Las expectativas para el resto del año son positivas pero dentro del panorama oscuro que les espera a los norteamericanos. Economistas aseguran que la inflación bajara pero muy poco y se mantendrá en valores absolutamente desconocidos para el común de la población. En diciembre el indice de precios al consumidor podría ser del 7% en un país acostumbrado a tener indices por debajo del 3%.

Está situación impacta en la imagen del Gobierno de Joe Biden, principal apuntado como responsable de los aumentos al fracasar en el manejo de la economía del país.

Hasta ahora, la Reserva Federal ha comenzado a subir la tasa de interés a una velocidad que no se registró en tres décadas. Al aumentar agresivamente los costos de endeudamiento, la Fed espera enfriar el gasto y el crecimiento lo suficiente como para frenar la inflación sin llevar a la economía a una recesión.

Por su parte, el mandatario estadounidense se ha limitado a criticar a los empresarios por los aumentos excesivos en los precios y aseguró que el Gobierno respondería, aunque hasta ahora nada de ello haya ocurrido.

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR