Curiosidades

Hasta que la muerte los separe: se mudó a la residencia en la que estaba su marido con demencia porque “no podía vivir sin él”

La distancia fue mucho para esta mujer que se mudo con su esposo para compartir sus últimos años de vida

viernes 13 de noviembre de 2020 - 1:35 pm

Kenneth Meredith, de 96 años, tuvo que mudarse a una residencia de ancianos ante el deterioro de su salud, causado por el avance imparable de la demencia que sufre. Su esposa, Betty, de 91 años, se dio cuenta de que no podía vivir sin él y decidió trasladarse a la misma residencia para estar al lado de su marido.

Ante la noticia del traslado de la mujer, las enfermeras de la residencia trataron de que el encuentro, después de cinco semanas separados, fuese una ocasión especial para la pareja y organizaron una pequeña fiesta para ambos.

Betty y Kenneth, casados desde hace 71 años, no han estado nunca separados. El hombre estuvo viviendo en el hogar de ancianos durante una semana antes de que se pudiera producir el ansiado reencuentro. Pero, aunque la mujer había permanecido una semana allí, su esposo no sabía nada.

La bisnieta de la pareja, Charlotte Chapman, explicó a Unilad: “Mi abuelo tiene demencia y hace cinco semanas fue a un hogar de ancianos. Mi abuela no podía vivir sin él y decidió que también quería mudarse allí con él”.

Además, la joven quiso agradecer el cariño del personal de la residencia: “El hogar de ancianos fue más allá de la decoración y organizó todo esto para que estuvieran juntos. Ahora pueden estar juntos por siempre”.

La salud de ambos miembros de la pareja se deterioró cuando, en agosto, falleció una de las hijas del matrimonio. A pesar de vivir un suceso tan trágico, la pareja trata día a día de encontrar la felicidad juntos. Acerca de su reencuentro, Charlotte explicó: “Fue tan hermoso verlos reunidos de nuevo. Fue encantador y fue tan especial que el hogar de ancianos hiciera esto por nosotros”.

La hermana de Charlotte, Olivia, compartió el vídeo en la red social TikTok y ya ha obtenido más de 220.000 visualizaciones y más de 26.000 me gusta. Charlotte compartió las imágenes en su cuenta de Twitter, recibiendo casi 20.000 me gusta.

COMENTARIOS