Mundo Bizarro

Se insertó un cable de 70 centímetros en la uretra para saber de dónde proviene la orina y terminó internado

El joven, de 13 años, tuvo que ser sometido a una cirugía para extraerle el cable eléctrico.

jueves 5 de noviembre de 2020 - 5:57 pm

Un joven de 13 años, oriundo de Dongguan, provincia de Guangdong, en el sur de China, tuvo que someterse a una cirugía para extraerle un cable eléctrico de 70 centímetros de largo que se insertó en la uretra después de sentir curiosidad por saber de dónde proviene la orina.

Según destaca el medio estatal Global Times, el cable se enredó en su vejiga durante más de tres meses, los cuales el menor sufrió micciones frecuentes, urgentes y dolorosas, a veces incluso con sangre, según los informes.

Finalmente, fue trasladado a un hospital local para que le quitaran el cable mediante una cirugía.

Según el médico que lo atendió, el cable eléctrico era originalmente negro, pero después de estar en su cuerpo durante mucho tiempo, el cable se cubrió con suciedad de orina y se volvió de un color grisáceo.

Además, comenta, habría dañado aún más la uretra y la vejiga del chico si hubiera permanecido dentro de su cuerpo durante más tiempo.

COMENTARIOS