Corrupción

Corrupción en Tigre: funcionario factura millones al Municipio a través de cooperativa

El intendente de Tigre nombró en 2018 a Edgardo Jalil como Director General de Residuos de Tigre, y desde entonces este funcionario le factura millones al Municipio a través de una cooperativa que preside

lunes 2 de noviembre de 2020 - 2:46 pm

El intendente de Tigre, Julio Zamora, quedó salpicado por un escándalo de corrupción tras conocerse que un funcionario del municipio factura millones de pesos a la intendencia a través de una cooperativa que preside.

Tigre: detienen a ex jefe de prensa de Julio Zamora manejando borracho y con $ 344.000 en efectivo

De los dos lados del mostrador. Así podría resumirse el rol que juega el Director General de Residuos en Tigre, Edgardo Jalil. Por su labor como funcionario, Jalil cobra 106.000 pesos mensuales, pero al mismo tiempo que se encarga del área de la basura en el municipio, le factura millones de pesos al municipio de Zamora a través de la cooperativa Creando Conciencia.

Así lo reveló en las últimas horas el sitio Alerta140 que acompañó la denuncia con documentación donde se observan las facturas que desde la cooperativa le hicieron al Municipio para venderle bancos de madera hechos con plásticos reciclados. Los contratos en favor de la cooperativa del funcionario Edgardo Jalil fueron en incremento: en 2018 facturó $ 833.000 y en 2019 duplicó el monto facturado, al punto que el Municipio le pagó $ 1.602.706. El servicio facturado indica que la cooperativa Creando Conciencia le vendió “bancos de madera plástica reciclada”.

El tema ya se encuentra siendo investigado en la Justicia, tras una denuncia hecha en marzo pasado ante la Fiscalía de Rincón del Millberg por parte de la Asociación de Protección de Consumidores del Mercosur (Proconsumer). La asociación denunció el “tratamiento ilegal de residuos y marginal aprovechamiento económico” contra la Cooperativa ubicada en Benavídez, encargada de recuperar residuos industriales y urbanos.

Edgardo Jalil es un hombre del riñón de Pedro Heyde, Secretario de Servicios Públicos del Municipio quien a partir de julio también asumió al frente de la Secretaría General y de Hacienda, tras la renuncia de Fernando Lauriapor el escándalo del “paddle gate” .

El hecho de jugar un doble rol como funcionario y dueño de una cooperativa que le factura millones de pesos al Municipio de Tigre no es el único delito que se investiga.

Creando Conciencia -que se define como una “empresa social” que asegura no buscar “grandes rentabilidades sino la excedencia necesaria”-, ha logrado aceitar una maquinaria que le permitiría a sus autoridades generar un negocio triple: le cobra a los generadores -entre los que se cuentan grandes empresas y countries- para retirar el material, vende lo útil y se libera sin costo de los residuos sin valor.

Además, en la denuncia ante la Justicia se pidió investigar el uso de camiones de la Municipalidad en beneficio de la cooperativa liderada por Edgardo Jalil. Esto se desprende de la propia web de la cooperativa, donde describen que gracias a “la interacción con el municipio” el material excedente y sin valor sería retirado “por camiones al servicio de la Municipalidad de Tigre”. Por último, la Justicia investiga el destino final de estos residuos no reciclados, ya que según la presentación judicial, terminan siendo depositados en un predio que funciona como un denominado centro de transferencia, a pesar de no contar con ningún tipo de habilitación a tal fin, en la calle Dellepiane 1050 de Rincón de Millberg.

COMENTARIOS