Alimentación

Día Mundial de la Pasta: cinco claves para celebrar este domingo

Todos los 25 de octubre, desde 1995, se homenajea a esta vasta familia de alimentos con el fin de "rescatar el legado cultural de nuestros antepasados, que es la base de nuestra gastronomía actual"

sábado 24 de octubre de 2020 - 4:04 pm

Este domingo, como todos los 25 de octubre, se celebra el Día Mundial de la Pasta; así lo acordaron en 1995 fabricantes de distintos países reunidos en el primer congreso mundial de pasta llevado a cabo en la ciudad de Roma, Italia.

En los últimos tiempos en Argentina, el consumo por persona de esta vasta familia de alimentos creció entre 8 a 11 kilos por año y son clásico en las mesas del mundo.

Según diferentes investigaciones científicas, el origen de los fideos es diverso. Los primeros y más antiguos datan de casi 4 milenios de antigüedad y fueron elaborados a partir de un mijo originario de China.

Sin embargo, el nacimiento de las pastas en Italia se produjo de manera diferente. En tiempos incluso previos a la civilización etrusca, donde se las elaboraba mediante el machaque o trituración de diversos cereales y granos mezclados con agua, que luego cocían y resultando un alimento sabroso y nutritivo.

El propio Cicerón afirmó su pasión por las “laganas”, unas tiras de pasta largas muy empleadas en la gastronomía italiano actualmente. Según historiadores, parte de éxito mundial de las pastas  secas italianas se debió a su ductilidad al momento de ser transportada y almacenada, desde la Edad Media en adelante. 

En Argentina, luego del primer éxodo migratorio de Europa, ya 1853 existían en la provincia de Buenos Aires al menos 10 establecimientos de pastas caseras.

Si bien se trata de un plato casi universal y de notables variaciones según recetas y geografías, existen algunas claves que pueden considerarse la clave del éxito al momento de cocinar fideos y o pastas rellenas.

  1. Por cada litro de agua debe haber 100 gr de pasta al momento de ponerlas a hervir.
  2. Colocar una cucharada de sal por cada litro de agua para garantizar que la pasta quedará siempre en su punto.
  3. Jamás usar aceite o caldo para evitar que se peguen en la olla, para evitarlo será suficiente revolver mientras se cocinan.
  4. Escurrir cuando esté lista, nunca utilizar ningún tipo de trapo repasador para absorber restos de líquido.
  5. Un máxima de los expertos expresa que cuanto más ancha es la pasta más densa deberá ser la salsa.

COMENTARIOS