Cristóbal López

Cristóbal López pidió entrar a la moratoria “hecha a su medida” por el Gobierno

La ley aprobada en el Congreso e impulsada por el Ejecutivo Nacional incluía una cláusula que permite ingresar en la moratoria a las empresas concursadas y hasta otorgarles una amnistía penal

jueves 24 de septiembre de 2020 - 12:45 pm

Tal como se advirtió desde un inicio al conocerse los detalles de la moratoria impulsada por el Gobierno Nacional, finalmente los empresarios Cristóbal López y su socio, Fabián de Sousa, le comunicaron a la Justicia su decisión de meter a su nave insignia, la petrolera Oil Combustibles, en ese beneficio.

Así lo adelantó el periodista Hugo Alconada Mon en La Nación. 

En las últimas horas, López y De Sousa dieron el paso formal a través de un escrito que presentó el apoderado de Oil Combustibles, Eduardo Fabier Dubois, quien adelantó el deseo de llegar a un avenimiento con la AFIP que, combinado con el acuerdo con otros acreedores, le permita “la conclusión de la quiebra” de la petrolera. El letrado también le pidió a la Justicia que autorice a los síndicos de la quiebra a delegar en Oil Combustibles “el relacionamiento con la AFIP” -ya que el trámite para acceder a la moratoria debe ser impulsada por la propia contribuyente- y que, hasta entonces, mantenga en suspenso los actos para liquidar la compañía.

Días antes de que finalmente se aprobara en el Congreso Nacional el proyecto de moratoria, desde la oposición habían advertido que se trataba de un “traje a medida” para López y De Sousa. “Vamos a hacer todos los esfuerzos para modificarlo (el proyecto) y estamos poniendo en alerta a la opinión pública porque Oil Combustibles está en quiebra y la empresa no tiene activos fueras de la misma que son por 100 millones de dólares y le corresponden a la Afip. Con esta iniciativa, ahora podría pagar su deuda en diez años, pero además elude todas las responsabilidades penales por la defraudación fiscal cometida”, sostuvo en el programa “Un Cacho de mañana”, sostuvo antes de la aprobación de la moratoria el diputado nacional de Juntos por el Cambio Carlos Fernández, en diálogo con FM 98 POP.

Según explicó Alconada Mon, “López y De Sousa dieron el paso con la nueva moratoria, tras protagonizar dos intentos fallidos de alcanzar un acuerdo con la AFIP durante la actual gestión de Mercedes Marcó del Pont. Buscó un avenimiento, pero el organismo le dijo que no y estimó en casi $11.800 millones la deuda acumulada entre capital e intereses. Luego intentó que sus empresas fueran tomadas como Pymes, pero tampoco resultó. Y ahora, en su tercer intento, sería la vencida”.

Un traje hecho a medida

La moratoria impulsada por Alberto Fernández generó sospechas desde un inicio, ya que el actual Presidente prestó servicios al empresario patagónico antes de llegar a Casa Rosada, según se desprende de una factura que emitió a Oil Combustibles, pero que asegura nunca haber cobrado.

El proyecto de ampliación de la moratoria permite que las empresas quebradas sin continuidad accedan a los beneficios originalmente creados para MIyPYMES. Esos beneficios no apuntarían, entonces, solo a rescatar empresas que pueden volver a tener actividad, sino a firmas como Oil que ya están quebradas y sin futuro aparente. Además cambia el impedimento de incluir deuda por Impuesto a la Transferencia de Combustibles, justamente el que usó, según la causa judicial, López para financiarse.

Otra de las claves es la suspensión de la acción penal tributaria a quienes están acusados de esos delitos. Oil y sus accionistas zafarían de esas causas, pero no del juicio por defraudación al Estado, cuyo delito no se extinguiría.

Desde la oposición advirtieron desde un comienzo que la moratoria era “un traje a medida” del empresario, tal como se comprobó este jueves con el pedido de López y De Sousa de ingresar a este programa.

 

COMENTARIOS