Inseguridad

Delincuentes golpearon a una mujer para robarle y perdió un embarazo de cinco meses

"Ella tenía algunas molestias la semana pasada y con el tema del robo empeoró", dijo Romina, la mamá de la joven

martes 18 de agosto de 2020 - 10:15 pm

Una mujer de 20 años, embarazada de cinco meses, fue brutalmente golpeada junto a su mamá Romina (42) durante un asalto en La Matanza​ la semana pasada y perdió a su bebé.

El hecho ocurrió en Castañón y Concejal Luis Alberto Settino, en la localidad de Isidro Casanova.

Nadia tenía dolores de panza, por lo que pidió un remís para ir al hospital y, como había mucha demora, decidió llamar a su madre para que la pasara a buscar con el auto.

Cuando llegó, la joven fue hacia una de las puertas traseras del coche y en ese momento llegaron tres ladrones armados. “Vienen corriendo. A mi mamá la corren para un costado y vienen a sacarlo a mi tío”, relató Nadia en una entrevista con TN al otro día del asalto, cuando ya había sido dado de alta.

La joven todavía no puede creer la reacción que tuvo cuando vio que lo apuntaban a su tío. “Pensé que a él le iban a hacer algo, entonces le pego dos patadas en la cara (al ladrón). Intento que se le caiga el arma. Ahí se calentó y empezó a tirar tiros”, contó.

Romina, la mamá de Nadia, recibió un balazo en una pierna. Después, uno de los asaltantes bajó por la fuerza a Nadia del auto. “Me dice: ‘vos vení’ y me empezó a pegar en la cabeza”, dijo la víctima, a la que bajaron de los pelos y le dieron varios culatazos en el cráneo.

 

Ya arriba del auto, los ladrones arrancaron y vieron que de frente venía otro vehículo. Eran familiares de Nadia. Los delincuentes pensaron que ese coche les iba a cerrar el paso, lo chocaron y también dispararon.

Romina quedó tirada en el piso porque había sido herida de bala en un tobillo y Nadia notó que le chorreaba sangre de la cabeza. Las dos mujeres fueron trasladadas hasta el Hospital Paroissien en un patrullero.

A Nadia le dieron el alta al otro día, mientras que su madre permaneció un día más internada y seguía con la pierna herida inmovilizada. La Policía recuperó el auto a las pocas horas, pero los ladrones siguen prófugos.

Sin embargo, este lunes, cinco días después del violento episodio, Nadia sintió contracciones muy fuertes y, como no las podía controlar, fue de nuevo al hospital. Allí intentaron estabilizarla, pero las contracciones empezaron a ser cada vez más fuertes hasta que la joven sufrió un aborto espontáneo.

“Nadia está bien, quizás mañana sea dada de alta. Pero está muy triste y estamos conteniéndola”, expresó la mujer.

Ahora, el fiscal del caso, Gastón Bianchi de la UFI N° 3 de La Matanza, ordenó la autopsia al feto y estudios histopatológicos a Nadia para confirmar si el aborto fue causado por el asalto, según indicaron fuentes de la investigación. En esa línea, la imputación contra los asaltantes podría incluir la del delito de aborto culposo o doloso.

La secuencia quedó grabada por una cámara de seguridad de un comercio ubicado en la esquina de la casa de la víctima. Con esas imágenes, los investigadores intentan identificar a los asaltantes.

 

COMENTARIOS