Alberto Fernández

A un año de las PASO 2019, del optimismo económico a la debacle en tres días

El viernes previo a las elecciones primarias, los mercados se mostraron eufóricos, lo que parecía vaticinar un resultado positivo para Juntos por el Cambios; sin embargo, pese a todos los pronósticos, el Frente de Todos se alzó con una contundente victoria que, 72 horas después, puso en rojo a todas las acciones y bonos de la Bolsa porteña

martes 11 de agosto de 2020 - 12:35 pm

Las PASO del 11 de agosto del 2019 marcaron un punto de inflexión en la política y economía argentina. El día viernes previo a las elecciones, las perspectivas sobre los resultados de los comicios eran positivas, o al menos así lo indico el mercado: el Merval había subido mas de un 8%, marcando un nuevo récord. Los números lograron generar un optimismo insospechado por los embates que venía sufriendo la economía desde hacía mas de un año. El analista técnico, Ruben Ullúa, mencionaba en ese momento: “En estos precios puede estar descontándose una buena elección del oficialismo”.

Sin embargo, los resultados del domingo tenían preparada otra historia para el país. El entonces candidato, Alberto Fernández, reconoció hoy en una entrevista para el programa radial Crónica Anunciada: “A las ocho de la noche ya teníamos los datos. Teníamos 150 mesas testigo, que con mucha precisión nos dijeron como estaban los resultados”. Lejos de ser una elección pareja, el Frente de Todos se impuso de manera contundente: quince puntos de diferencia vaticinaban que el lunes el mercado no mantendría el color de rosas que había lucido el viernes.

La misma Bolsa argentina que había cerrado la semana anterior con números récord, registró el lunes uno de sus peores y bruscos descensos de la historia como respuesta al resultado adverso del Gobierno en las elecciones primarias. En cuestión de días, el dolar pegó un salto desde los $45 a los $60.

Los meses que sucedieron hasta las elecciones de octubre se caracterizaron por medidas desesperadas del gobierno de Mauricio Macri por intentar revertir un resultado que ya estaba confirmado. El nuevo gobierno sería el del Frente de Todos.

Los resultados de las elecciones primarias dejaron algunas conclusiones: en primer lugar, el peronismo unido es una garantía casi absoluta de que saldrán victoriosos en las elecciones. La astuta inclusión del líder del Frente Renovador, Sergio Massa, al Frente de Todos, le dio el sprint final que necesitaban para ganarle las elecciones a un oficialismo ya golpeado. En segundo lugar, la grieta quedó al rojo vivo. La inclusión de Massa elimino toda posibilidad de una “tercera vía” que intentase sanar la grieta política que divide al país: los dos principales partidos acumularon el 90% de los votos de la ciudadanía. Por último, hay que mencionar el offside en el que quedaron todas las encuestadoras. El resultado que difunden depende exclusivamente de quien las paga. Con el “diario de lunes” podemos ver como los números que publicaban los dibujaban eligiendo una muestra poco representativa.

COMENTARIOS