Fitness

Qué músculos se trabajan al andar en bicicleta

Uno de los tantos beneficios de este medio de transporte es ejercitar el cuerpo

martes 11 de agosto de 2020 - 7:59 am

Elegir la bicicleta como medio de transporte tiene muchos beneficios, uno de ellos, en el cual nos centraremos a continuación, es trabajar los músculos.

Cuádriceps

Están en la parte delantera y superior de tus piernas. Están compuestos por cuatro músculos: recto femoral, vasto medial, vasto lateral y vasto intermedio. Sin importar tu complexión física, por naturaleza son los más voluminosos del cuerpo.

Están conectados con dos de las articulaciones más importantes de la pierna: la rodilla y parte de la cadera. Todo construyendo una máquina que mueve, estabiliza y sostiene todo el cuerpo. Probablemente sean los que más usas en tu vida diaria: llevan la mayoría del trabajo al caminar, correr, subir escaleras, agacharte, etc.

¿Cuándo los usás al andar en bicicleta?

Los usás constantemente al pedalear, pero principalmente durante el primer empujón hacía abajo en el pedal, el cual te impulsa hacia adelante. Es el movimiento que necesita más fuerza y por ser constante tus cuádriceps se ejercitan mucho. Si querés exigirle más, tratá de recorrer terreno empinado o manteniendo tu posición sentado en la silla todo el tiempo, para que el peso de tu cuerpo no ayude.

Isquiotibiales

Son importantes para complementar el trabajo de los cuádriceps. Conectan la pelvis y parte trasera del fémur, extendiéndose hasta la parte trasera de las rodillas. Son los responsables de apoyar la flexión de la pierna y ayudan a extender la misma.

¿Cuándo los usás?

Dado que son importantes a la hora de flexionar la pierna, funcionan como apoyo mientras la pierna está en reposo luego de usar los cuádriceps. Es básicamente el movimiento que hace una pierna mientras la otra realiza el empuje hacía adelante en los pedales.

Probablemente no sea un músculo que crezca mucho luego de una rutina de bicicleta, dado que no encuentra ningún tipo de resistencia importante: los cuádriceps de la pierna contraria están ayudándole también a mover el mecanismo de los pedales.

Gemelos y músculo sóleo

Ambos grupos musculares comparten prácticamente la misma función al pedalear. Se encuentran en la parte posterior de la pierna baja, conectando directamente con el pie. Son los encargados de darle fuerza a los movimientos de tus pies y ayudan a sostener el cuerpo cuando flexionas la pierna.

Los gemelos están en la parte posterior de la pierna y son los músculos más superficiales de la pantorrilla. El músculo sóleo está justo debajo de los gemelos.

¿Cuándo los usás?

Dado que este grupo de músculos entregan la mayoría de fuerza y resistencia a los pies, terminan trabajando en conjunto con los cuádriceps: el esfuerzo que hacés con ellos se transfiere con efectividad a los pedales gracias a la firmeza de tus pies.

Su mayor punto de trabajo se encuentra justo antes que los cuádriceps entren en reposo y los isquiotibiales entren en acción: cuando el pedal se mueve hacia atrás para retomar su posición inicial.

Glúteos

Se encuentran justo en la parte superior de la pierna y en la zona trasera de la misma, ubicados en la parte trasera de la pelvis y la zona baja de la espalda. Están conformados por el glúteo máximo, medio y bajo, donde el máximo lleva la mayoría de la carga al caminar, correr o hacer bicicleta. Aparte de ser un grupo de músculos, también acumulan fácilmente grasa.

¿Cuándo los usás?

El glúteo realiza gran parte del esfuerzo en el primer empuje que hacés al pedalear, apoyándose en la fuerza de los cuádriceps. También ayudan en la rotación de la cadera, lo cual resulta en el fluido intercambio de esfuerzos entre las piernas.

Los glúteos pueden trabajarse mucho mejor cuando enfrentás terreno empinado o al levantarte de la silla al pedalear. Aunque los cuádriceps pueden hacer menos esfuerzo ayudándose con el peso del cuerpo, los glúteos trabajan de forma más extensa y completa.

Fuente: Wesura

COMENTARIOS