Conflicto Gremial

Un conflicto gremial causará un desabastecimiento de lácteos esta semana

“Suponemos que hasta el miércoles estaríamos con algunos problemas en los sectores de los frescos en las grandes ciudades”, adelantó el presidente del Centro de la Industria Lechera

lunes 13 de julio de 2020 - 7:47 pm

Una medida de fuerza llevada adelante por la Asociación de Trabajadores de la Industria Láctea de la República Argentina (ATILRA) que se extendió hasta el sábado y generó un paro este lunes podría generar desabastecimientos en los supermercados esta semana.

“Veníamos de varios días de quite de colaboración a los que se le sumó un paro de 24 horas, y aunque se dictó la conciliación obligatoria el gremio dice que aún no fue notificado, por lo que esta tarde también hubo lugares donde no se trabajó. Esto puede llegar a generar problemas en el abastecimiento en especial en todo lo que es frescos”, explicó Pablo Villano, presidente de la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas Lácteas (Apymel), a Infobae.

“Depende mucho del día en que sucede el paro, pero veníamos de varios días de quita de colaboración que en algunos casos se dio con más fuerza que en otros, pero que complica la puesta en marcha de la logística para distribuir”, agregó Villano.

Según el presidente de Apymel, el conflicto “no es salarial sino sindical” y “en 24 horas podrías solucionar el faltante” en las grandes ciudades cercanas a las usinas lácteas. “Las que están más alejadas sufrirán un desabastecimiento mayor”.

Aunque no dejaron salir a los camiones con los frescos, las fábricas siguieron recibiendo leche. Por lo menos así lo explicaron desde el gremio quienes habían avisado que seguirían recibiendo y realizando los tratamientos. “Un ejemplo de esto es lo que sucedió en Adeco Agro, en donde la planta de leche en polvo siguió trabajando con normalidad porque sería de un nivel de gravedad mayor; sin embargo, sí se frenó la de leche fresca”.

“Suponemos que hasta el miércoles estaríamos con algunos problemas en los sectores de los frescos en las grandes ciudades cercanas a las fábricas, en las más alejadas seguramente estaremos con inconvenientes hasta el jueves”, explicó Miguel Paulón, presidente del Centro de la Industria Lechera (CIL).

“La leche se puede almacenar entre 24 y 36 horas aunque la calidad de la leche se deteriora un poquito por la presencia de bacterias; en ese caso se destina a otro productos. Esto es lo que hace que tengas faltantes en lo que es la línea de frescos”, agregó Paulón.

 

 

COMENTARIOS