AFA

Así es el protocolo que AFA y los clubes definieron para la vuelta a los entrenamientos

En una reunión virtual, llevada a cabo en el mes de julio, se pulieron las medidas de prevención. El escrito fue elevado a Ginés González García, ministro de salud de la Nación

miércoles 8 de julio de 2020 - 11:05 pm

Tras una reunión entre el Gobierno Nacional y la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), se definió la vuelta de los entrenamientos para el próximo lunes 10 de agosto para el fútbol de Primera División masculino y femenino.

El protocolo que llevó Claudio Tapia, presidente de la entidad del fútbol, se había definido en el mes de julio en una reunión virtual entre dirigentes de los clubes y especialistas de la salud.

Dicho encuentro tuvo la participación activa del Chiqui Tapia y Donato Villani, jefe del departamento médico de la casa madre del fútbol.

Es importante remarcar que no hay fecha estipulada para el regreso de la actividad oficial y no se dará mientras haya cuarentena, tal y como dice el comunicado: “No se puede jugar al fútbol mientras estén vigentes las medidas estrictas de prevención (es decir, durante etapas de cualquier tipo de confinamiento)”.

El protocolo se dividió en tres sectores: comportamiento en los entrenamientos; diagnósticos y seguimientos; y medidas para las instalaciones y los traslados.

Principales medidas de “Higiene y distanciamiento en los entrenamientos”:

  • Respetar la distancia entre personas: al menos 1,5 m.
  • No más de 6 jugadores / árbitros por sesión de entrenamiento en la misma cancha.
  • Los jugadores / árbitros son los únicos exceptuados de utilizar barbijos o tapabocas. Todo el resto de los presentes en la sesión de entrenamiento.
  • Desinfectar el equipamiento deportivo regularmente, así como las zonas por donde más personas circulen.
  • Evitar compartir el equipamiento deportivo como, por ejemplo, las botellas de agua.
  • Es recomendable que cada uno de los jugadores / árbitros concurra a los entrenamientos provisto de su propia hidratación.
  • Queda prohibido darse la mano, chocar los cinco y cualquier otro contacto físico.
  • Prohibir la salivación, en cualquier lugar y forma.

Principales medidas de “Test, diagnósticos y seguimientos”:

  • Hacer un seguimiento de cerca de los participantes para advertir síntomas típicos de la gripe, aislar a los afectados y contactar inmediatamente con el médico en caso de detectar afecciones respiratorias.
  • Implementar las medidas de protección recomendadas, incluidos chequeos médicos diarios (desde la exploración para detectar síntomas respiratorios, fiebre, hasta laprueba de laboratorio de la COVID19).
  • Realizar pruebas específicas del sistema respiratorio, cardiaco y músculo-esquelético, según indicaciones de los profesionales sanitarios, en función de la disponibilidad, la exposición al virus, la capacidad económica y el nivel de la competición.
  • Realizar tests a los participantes del fútbol según la disponibilidad y fiabilidad de los tests. Es importante que las pruebas sean públicas (que no se obtengan y utilicen privando de ellas a la sanidad pública nacional y local).

Principales medidas de “Instalaciones y traslados”:

  • Desinfectar los medios de transporte utilizados para acudir a los entrenamientos. En el caso que los integrantes de las prácticas deportivas no cuenten con movilidad propia, es conveniente que la entidad deportiva involucrada implemente un sistema de traslado puerta a puerta previamente contratado. En todos los casos se recomienda que aquellos que tengan vehículo no trasladen a más de dos personas por vehículo, respetando las distancias personales establecidas por los organismos sanitarios nacionales.
  • Desinfectar el lugar y los canales de distribución. Una vez más hacemos hincapié en lo fundamental que es la difusión y la correcta implementación de estas indicaciones. En caso que la entidad deportiva no esté segura de cómo proceder correctamente en este aspecto, sugerimos la contratación de personal capacitado o de empresas certificadas que garanticen la correcta forma de actuar, y que puedan transmitir adecuadamente todos los conocimientos necesarios.
  • Trabajar con el personal mínimo para reducir el riesgo de contagio. Disminuir lo máximo posible a los integrantes de los cuerpos técnicos y todos aquellos que no entrenen deben tener el tapaboca obligatorio.

COMENTARIOS