La Liga

Repudiables dichos de un ex Barcelona contra Messi: “Mide 1,50 y es medio autista”

El ex futbolista francés, campeón del mundo en 1998, arremetió contra el argentino por el mal momento futbolístico de su compatriota, Antoine Griezmann

jueves 2 de julio de 2020 - 3:25 pm

La situación del Barcelona está muy lejos de ser la deseada en esta reanudación luego del largo parate por el coronavirus. El entrenador, Quique Setién, está en la cuerda floja y el equipo no encuentra el rumbo, mientras el Real Madrid aprovecha para escaparse en la cima de La Liga.

Con el cuadro catalán en problemas, un tema que parece no solucionarse nunca es el de Antoine Griezmann. Desde que el francés decidió abandonar el Atlético Madrid para pasar al Barcelona, su nivel bajó varios escalones y según trascendió en la prensa española, no se sentiría a gusto en el Camp Nou.

En ese sentido, uno de los que salió a defender a Antoine fue el ex futbolista francés Christophe Dugarry, quien tuvo un breve paso por el Culé. El ex delantero decidió respaldar a su compatriota Griezmann y lanzó una repudiable sentencia en contra de Lionel Messi, capitán del elenco catalán.

“¿De qué tiene miedo (Griezmann), de un chaval que mide 1,50 y que es medio autista? Lo único que tiene que hacer es echarle cojones en algún momento”, fueron los repudiables dichos del francés, haciendo referencia al astro argentino.

Hace un año que se viene diciendo que tiene un problema con Messi. Tiene que darle un tortazo en la cara. Es cierto que Messi podría darle más pases, pero sinceramente no me sorprende. Griezmann pierde balones, juega con la pierna encogida. Griezmann debería ir a hablar con Messi para solucionar el problema”, agregó.

Como si no hubiera sido suficiente, en su crítica también incluye al entrenador, Setién: “Es un entrenador que patina totalmente. Setién es buena gente, pero no tiene el nivel. Está superado. Estoy convencido de que no tiene nada contra Griezmann, lo único es que está superado”.

Dugarry llegó al Barcelona en 1997 proveniente del Milan y pasó sin pena ni gloria. Apenas duró once partidos y fue transferido al Olympique de Marsella.

Horas más tarde, cuando sus declaraciones se hicieron tendencia, Dugarry se dio cuenta de su error, y quiso remediarlo por un mensaje en las redes: “Lo siento sinceramente por el alcance y el eco que expresaron mis comentarios. No quería estigmatizar a las personas con trastornos de autismo, esa no era mi intención. Pido disculpas a la gente que sorprendió”.

COMENTARIOS