Curiosidades

Video | Un rayo cae sobre el obelisco de Washington y dos guardias debieron ser hospitalizados

Estados Unidos atraviesa uno de los momentos más tensos de su historia y, en medio del conflicto civil, como si no fuese suficiente, un rayo impactó en el obelisco de Washington habiendo causado la hospitalización de dos guardias de seguridad que se encontraban en la zona; usuarios de las redes sociales sostienen que se trata de "un mensaje divino"

viernes 5 de junio de 2020 - 12:45 pm

En el día de ayer, y en medio de los confilctos que atraviesa Estados Unidos por las manifestaciones organizadas al rededor del país en el marco del Black Lives Matter por la muerte del ciudadano George Floyd, un rayo impactó de lleno en el obelisco de Washington y dos guardias de seguridad que se encontraban en la zona debieron ser hospitalizados.

El momento fue captado por una cámara del canal WUSA 9, que muestra la ciudad de Whashington durante todo el día. El rayo cayó sobre el monumento realizado en honor al primer presidente estadounidense y fue tomado por muchos usuarios de las redes sociales como “un mensaje divino”.

Según trascendió, el rayo generó que dos guardias nacionales que estaban apostados en la plaza Lafayette frente a la Casa Blanca fueran hospitalizados. Vito Maggiolo, portavoz del departamento de servicios médicos de emergencia y bomberos del distrito, indicó a NBC News que están fuera de peligro. “No fueron alcanzados directamente, pero “sintieron los efectos”, advirtió el vocero.

“Dios se une al movimiento BLM“, remarcó una mujer desde su cuenta de Twitter. “Podría ser George Washington lanzando azufre y fuego porque está enojado por el estado de la unión”, escribió un usuario. Otro recurrió a “la madre naturaleza”, asegurando que estaba enviándole un mensaje a Donald Trump.

La caída del rayo se sumó a una foto de otro emblema norteamericano: su bandera. En medio de una fuerte tormenta, la bandera de vuelo libre más grande del mundo, que la compañía de seguros Acuity Insurance había instalado en Sheboygan Falls (Wisconsin, EE.UU.), se rasgó por la mitad.

Si bien se la reemplazó por otra con las mismas características. En Twitter aseguraron que eran “señales divinas” y que los dioses estaban demostrando su descontento por los ataques racistas. La bandera mide 21,33 metros por 42,67 metros, pesa 154 kilogramos y ondea a casi 122 metros de altura.

 

COMENTARIOS