Política Internacional

Bolsonaro acusó a la OMS de incentivar la homosexualidad y la masturbación en niños

Desde que comenzó a crecer en Brasil la preocupación por la pandemia del coronavirus, el presidente brasileño buscó distanciarse de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud en pos de evitar la decretación de un aislamiento obligatorio. Sin embargo, esta vez, en otro de sus intentos por deslegitimar la palabra del organismo, confundió las cosas y quedó expuesto en redes sociales

jueves 30 de abril de 2020 - 4:03 pm

A través de su cuenta de Facebook, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, acusó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) de incentivar la masturbación y homosexualidad en los niños.

Sin embargo, minutos después de escribir el texto, borró el mensaje, pero éste ya había sido fotografiado cientos de veces.

Esa es la Organización Mundial de la Salud que muchos dicen que tengo que seguir en el caso del coronavirus ¿Deberíamos entonces seguir también sus directrices para políticas educacionales?“, escribió.

 

Y a partir de allí comienza  a enumerar las supuestas recomendaciones de la OMS por franja de edad, sin citar la fuente de dónde lo había sacado:

“Para niños de 0 a 4 años se recomienda:
-Satisfacción y placer de tocar el propio cuerpo (masturbación)
-Expresar sus necesidades y deseos, por ejemplo, en el contexto de ‘jugar a los médicos’, los niños tienen sentimientos sexuales incluso en la primera infancia”.

Para niños de 4 a 6 años:

-Una identidad de género positiva
-Gozo y placer de tocar el propio cuerpo
-Masturbación en la primera infancia y relaciones del mismo sexo.

Para los niños de entre 9 y 12 años:
-Primera experiencia sexual”

Según el medio Folha de S. Paulo, Bolsonaro hace referencia a una guía publicada por el Centro Federal de Educación para la Salud en Alemania junto a la oficina europea de la OMS. Pero la guía está dirigida a los padres, y no a los niños, con el objetivo de ayudarles en la educación de sus hijos.

El documento en ningún momento alienta a los progenitores a que sus hijos sigan esos pasos. Lo que sí aconseja es que en esas etapas en las que los menores comienzan a sentir curiosidad y se dan cuenta de lo que es un niño o una niña, los padres les hablen del tema.

COMENTARIOS