Anses

Santiago Cafiero le pidió la renuncia al titular del Anses, Alejandro Vanoli

“Quieren un organismo más cercano a la gente”, dicen desde el gobierno

miércoles 29 de abril de 2020 - 8:11 pm

El Gobierno le pidió este miércoles la renuncia a Alejandro Vanoli, titular de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), un mes después del escándalo por las largas filas de jubilados en plena cuarentena por el coronavirus Covid-19.

En ese sentido, se informó que el Gobierno busca que la Anses trabaje con “más dinámica” y “cercana a las necesidades de la gente” en el marco de la emergencia por la pandemia del coronavirus.

Desde ese organismo, además de tener a cargo el universo de las jubilaciones y las asignaciones sociales, se están coordinando distintos programas en el contexto de la pandemia, como el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), los bonos para los jubilados, policías y personal de la salud, la Tarjeta Alimentar, entre otros.

A comienzos de mes, la actuación de la Anses había sido puesta en tela de juicio debido al desborde de jubilados, pensionados y beneficiarios de asignaciones sociales en las puertas de decenas de bancos del conurbano bonaerense y varias localidades del interior del país.

Tras el episodio, Vanoli admitió que el caos en las puertas de los bancos era “absolutamente previsible”: “Hay una historia en el país de no poder retirar dinero a tiempo. La gente de 80 y pico de años las vivió todas, entonces les da seguridad ir al banco. Cambiar una costumbre de décadas es prácticamente imposible. Se generó una sobredemanda muy difícil de administrar”, afirmó.

“Es muy preocupante. Habíamos solicitado por todos los medios que solo fueran los jubilados que tuvieran una necesidad imperiosa de hacerlo de manera presencial, tratando de que fueran sus familiares o usaran medios electrónicos. Evidentemente hay mucha gente con necesidad de hacer operaciones. Es un delicado equilibrio entre estas necesidades y los cuidados que hay que tomar”, agregó.

Y se desligó de la situación: “No quiero entrar en quién tiene la culpa, es una situación compleja, en la que hay que elegir cuál es el menor de todos los males. No se verían largas colas si los jubilados pudieran entrar a los bancos”.

COMENTARIOS