Iglesia

En una plaza desierta, el papa Francisco le pidió a Dios: “No nos dejes en la tormenta”

El Sumo Pontífice realizó un indulto Urbi et Orbi hacia todo los fieles de la Iglesia Católica en medio de la pandemia por el coronavirus que golpea en todo el planeta.

viernes 27 de marzo de 2020 - 4:00 pm

“Durante semanas parece que ha caído la tarde. La densa oscuridad se ha espesado en nuestras plazas, calles y ciudades; se apoderaron de nuestras vidas llenándolo todo de silencio ensordecedor y un vacío desolado y nos encontramos asustados y perdidos, sorprendidos por una tormenta inesperada y furiosa”.

Estas fueron las palabras del Papa en una plaza desierta de San Pietro. “Nos dimos cuenta de que estábamos en el mismo barco, todos frágiles y desorientados, pero al mismo tiempo importantes y necesarios, todos llamados a remar juntos”.

Noticia en desarrollo

COMENTARIOS