Belleza

Cómo cuidar tu cutis durante la cuarentena

Qué hacer con tu piel en estos días de encierro

sábado 28 de marzo de 2020 - 7:22 am

La piel tiene que hacer frente a un arsenal de enemigos invisibles a diario. En la calle sus adversarios son la contaminación atmosférica y la contaminación solar, pero en casa también tiene que luchar contra la contaminación doméstica y contra la digital.

La polución no es solo un fenómeno externo, sino que también se cuela en los hogares cada vez que abrimos las ventanas o puertas, está ahí, mezclándose con otras partículas contaminantes que desprenden los sistemas de calefacción, pinturas de paredes y productos de limpieza que debilitan la barrera cutánea, aumentando los riesgos de penetración de otros tipos de contaminantes.

Durante esta época de cuarentena, además, nuestra piel está sufriendo la concentración de polvo que hay en las casas, la carencia de oxígeno, la falta de movimiento, la exposición prolongada a la luz azul –provoca que la tez se vuelva más apagada, menos homogénea, aparecen rojeces y se generan hiperpigmentaciones incluso en fototipos altos– y el estrés provocado por la situación que estamos viviendo.

El estrés es un mecanismo de defensa que tiene nuestro organismo para garantizar su supervivencia. Sin embargo, cuando se hace crónico produce una serie de efectos que afecta a todo el cuerpo y produce problemas de piel debido al exceso de radicales libres: perdida de elasticidad, arrugas, flacidez, piel apagada, manchas u otras enfermedades de mayor entidad e importancia.

Por eso es primordial que te dediques tiempo y que actives los mecanismos para reducir el estrés haciendo yoga o actividades que te gusten.

Seguí un ritual diario que limpie, proteja, hidrate y le haga a tu rostro estar luminoso. Limpiá con los productos más adecuados a tu tipo de cutis, extremando la limpieza de las toallas que usás. Después aplicate productos cosméticos que fortalezcan tu piel desde dentro, rejuveneciéndola y potenciando su capacidad de autodefensa, como los probióticos o la niacinamida. Y no te olvides de los que incorporen bloqueadores de la polución y la luz azul, que son los que actúan como escudo protector contra la contaminación doméstica y digital.

También es aconsejable que, una vez a la semana, exfolies tu rostro y después te apliques una mascarilla hidratante o iluminadora, según tus necesidades. Y, si en vez de aplicarte los cosméticos mecánicamente lo haces mediante rutinas de yoga facial, tanto la musculatura de tu rostro como su circulación sanguínea lo agradecerán y tu cara estará más tonificada y luminosa.

Fuente: Mujer hoy

COMENTARIOS