Coronavirus

Angela Merkel quedó en cuarentena tras haber estado en contacto con un médico con coronavirus

En los próximos días se le realizarán pruebas regularmente, ya que en este momento, consideran que los resultados no serían totalmente concluyentes

domingo 22 de marzo de 2020 - 7:33 pm

La canciller alemana Angela Merkel deberá permanecer en cuarentena después de que un médico con el que estuvo en contacto haya dado positivo por coronavirus. El portavoz del Gobierno, Steffen Seibert, informó en un comunicado de que “un médico que le puso una vacuna profiláctica del neumococo el viernes por la tarde ha dado positivo de coronavirus”. 

La canciller fue informada después de su anuncio sobre las nuevas restricciones de desplazamiento en Alemania y “decidió inmediatamente someterse a cuarentena”, aunque no se sabe si se llevará a cabo en las dependencias de la cancillería o en su apartamento privado, en el centro de la capital alemana. Merkel, de 65 años, continuará trabajando desde su confinamiento, informó el Ejecutivo alemán.

La canciller se reunió este sábado con los Estados federados para tratar de frenar la propagación del coronavirus, y con ellos decidió establecer nuevas medidas para controlar los contactos, en lugar de ordenar el confinamiento: desde ahora en Alemania quedan prohibidas las reuniones de más de dos personas, salvo en el caso de las familias o de quienes vivan bajo un mismo techo. Se aplicarán durante un mínimo de dos semanas y quien no las cumpla podrá ser sancionado con multas.

En Alemania, el número de positivos asciende a 18.610, según las cifras del Instituto Robert Koch y el de muertos por el virus a 22. La Universidad Johns Hopkins cuenta 23.921 positivos y 92 muertes en Alemania, una cifra superior a la que da el Instituto Robert Koch porque esta institución tarda más en confirmar los datos.

A partir de ahora, se podrá salir a la calle, pero como máximo de dos en dos. Se podrá salir a hacer deporte o a respirar aire fresco. Hay que mantener una distancia mínima de un metro y medio con otras personas, indicó Merkel. Las peluquerías y los restaurantes quedarán cerrados. “El problema no es salir de casa, el peligro es el contacto social”, estimó el jefe de Gobierno de Renania del Norte-Westfalia, Armin Laschet en conferencia de prensa tras la reunión.

Las medidas irán evolucionando a medida que avance la propagación del virus, informó la canciller. “Hagan lo correcto por el país. Muestren sentido común”, pidió. “Así podemos salvar vidas”, añadió Merkel.

COMENTARIOS