Día de la Mujer

#9M: miles de mujeres marcharon en contra de los femicidios y por el aborto legal

“Arriba el feminismo que va a vencer”, cantaban unas y otras llevaban un cartel que decía: "No me gusta callar porque no estoy ausente"

lunes 9 de marzo de 2020 - 7:29 pm

Este lunes, y en conmemoración del día mundial de la mujer, las mujeres llevaron adelante en Argentina y otros países de latinoamérica un paro nacional, y salieron a la calle para reclamar por la igualdad de derechos y, principalmente, para gritar contra la violencia de género y los femicidios, que ya suman 71 en lo que va del año.

“Vivas, libres y desendeudadas nos queremos, aborto legal ya”, es la consigna que eligieron este año para movilizarse al Congreso en contra del patriarcado y el machismo.

Bajo el lema: “Un día sin nosotras”, las mujeres decidieron hacer ver cuán grande es su carga laboral tanto en el trabajo como en sus casas con un paro, que demuestra lo necesarias que son en sus puestos. Las actividades por el Día Internacional de la Mujer comenzaron el domingo y siguen este lunes con el paro y la movilización.

La convocatoria de la marcha al Congreso comenzó a las 17, cuando miles de mujeres empezaron a concentrarse en Plaza de Mayo y otras esquinas de la zona, para caminar luego hasta el Congreso con bombos, carteles y sus infaltables pañuelos verdes por la legalización del aborto.

Además hizo fuerte su presencia el distintivo naranja, que pide la separación de la Iglesia y el Estado. Ambas hicieron más ruido luego de que la Iglesia eligiera este domingo 8 de marzo para realizar una misa en Luján en contra del tratamiento del proyecto de la Ley de Interrupción Legal del Embarazo.

Otro de los reclamos tiene que ver la brecha salarial entre ambos sexos. Las mujeres cobran un 29% menos que los varones y no llegan a los puestos jerárquicos. Son más números que preocupan. Y otro motivo que abrazan las feministas para salir a las calles.

Con bengalas, en su mayoría verdes y violetas, y las luces del Congreso de color violeta, pasadas las 18 la lluvia fue la invitada indeseada. Sobre todo para los puestos donde se vende merchandising, libros, pañuelos y pines.

COMENTARIOS