Política

Camioneros logra un 50% de aumento en el último año y jaquea la estrategia del Gobierno

Con el nuevo 26,5% de aumento en dos tramos, el gremio liderado por Hugo Moyano pudo evadir la propuesta del Gobierno, que quería que sindicatos y empresarios acordaran sumas fijas que no alentaran expectativas inflacionarias

miércoles 5 de febrero de 2020 - 7:17 pm

El gremio de Camioneros logró en las últimas horas un incremento salarial del 26,5% en dos tramos, a pagarse en febrero y abril, que será oficializado mañana en el Ministerio de Trabajo y se convertirá en el mayor aumento en lo que va del 2020.

Esta actualización, además, pone presión sobre el intento del Gobierno Nacional de moderar las subas salariales en 2020 para evitar presiones sobre la inflación y esquivar quejas de los empresarios PyMes, muchos de los cuales atraviesan una difícil situación económica en sus compañías.

Según lo acordado hoy, el aumento del 26,5% se pagará en un tramo del 16,5% en febrero y otro del 10% en abril, ambos porcentajes sobre los valores vigentes a junio de 2019 porque este acuerdo integra la paritaria que tiene vigencia desde el 1° de julio de 2019 hasta el 30 de junio de 2020. El aumento representa una mejora del 49,5% anual y absorberá los 4.000 pesos que otorgó el Gobierno.

Tal como adelantó Infobae este miércoles, mañana en el ministerio de Trabajo se encontrarán para la firma del acuerdo el sindicato con la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Carga (FADEEAC), la Federación Argentina de Empresas de Transporte y Logística (FAETYL) y la Confederación Argentina del Transporte Automotor de Cargas (CATAC).

Este incremento rompe con el esquema de suma fijas que venía proponiendo el Gobierno a empresaros y sindcatos. Estas sumas fijas por un período determinado de meses lograba descomprimir expectativas inflacionarias a largo plazo y, al mismo tiempo, permitir a los trabajadores recuperar poder adquisitivo ante la inflación.

Sin embargo, esta paritaria acordada por el gremio de Moyano pone en jaque la estrategia del Gobierno ya que sienta un precedente para otros gremios que intentarán un mismo acuerdo.

COMENTARIOS