Crimen en Villa Gesell

Habló el padre de Máximo Thomsen, uno de los rugbiers detenidos: “Es una pesadilla”

El jugador fue identificado por cuatro de cinco testigos durante las ruedas de reconocimiento como el que le pegó la patada final a Fernando Báez Sosa

sábado 25 de enero de 2020 - 7:45 pm

El papá de Máximo Thomsen, uno de los rugbiers acusados de haber asesinado a golpes a Fernando Báez Sosa a la salida del boliche en Villa Gesell, visitó a su hijo en la comisaría de Pinamar este sábado y dijo estar “viviendo una pesadilla”.

Hoy fue el segundo día de visitas de los familiares, quienes pudieron pasar a ver a los jóvenes y llevarles ropa y diferentes víveres, a excepción de dispositivos tecnológicos. “Yo estoy destruido y estamos muertos todos. Está destrozado. No hicieron ningún plan para matarlo. Eso es una locura. Es una pesadilla total”, expresó Marcial Thomsen.

Máximo Thomsen fue identificado, por cuatro de cinco testigos durante las ruedas de reconocimiento, como el que le pegó la patada final a Fernando que quedó marcada en su cara y eso uno de los detenidos más complicados hasta la fecha. Sobre los videos que muestran la embestida violenta, el padre del detenido sostuvo que el grupo de jugadores “no hizo ningún plan para matarlo, es una locura”.

Hasta el momento, siete de los diez detenidos fueron identificados en alguna medida como participantes de la golpiza a la que sometieron a Báez Sosa hasta provocarle la muerte. Próximamente, los rugbiers serán trasladados a la cárcel de Dolores.

COMENTARIOS