Salud

Diez cambios en tu cuerpo a los cuales hay que prestarle atención

Síntomas que indican que es mejor hacer una consulta con tu médico

martes 28 de enero de 2020 - 7:35 am

Algunos problemas de salud pueden ser bastante confusos. Cuanto antes las personas se enteren de los problemas, más fácil será su tratamiento. Estos son algunos síntomas que podrían ser indicios de que algo sucede.

1. Lengua con escamas

Se caracteriza porque sus bordes lucen como la corteza de un pastel, y, básicamente, significa que esta se está volviendo más grande que la mandíbula inferior. A menos que hayas recibido un trauma en la mandíbula, esta afección normalmente es causada por la hinchazón. Puede ser el resultado de diversas cosas, y algunas pueden repararse fácilmente sin visitar a un médico, como, por ejemplo, la deshidratación.

Sin embargo, si también experimentás otros síntomas como dolores, calambres, pérdida de cabello, presión arterial baja y hematomas, podría ser un signo de un trastorno de la tiroides.

2. Líneas negras en las uñas

Si notás algún cambio en su estructura o color, debés visitar a un médico. Las líneas verticales oscuras pueden ser un signo de melanoma. Si no recordás haberte lastimado la uña o no tenés otra explicación obvia de por qué podría estar sangrando, o no sabés qué causó la línea oscura en ella, debés ser revisado por un especialista.

3. Oscurecimiento y engrosamiento de la piel

Si notás manchas marrones o amarillas que están ligeramente hinchadas y que se sienten como terciopelo ubicadas en áreas donde se pliega la piel, debajo de las axilas o el cuello, prestales atención. Esto puede ser parte de una afección en la que el cuerpo no responde a la insulina como debería, y podría conducir a la diabetes tipo 2.

4. Granos en la mandíbula y en el mentón

Tenemos muchas glándulas diminutas que producen aceites naturales para mantener nuestra piel en buenas condiciones, y estos se mueven a través de los poros. Cuando, por alguna razón, producen más grasa de la que nuestra piel puede manejar, los poros se obstruyen. Para las mujeres, tener granos a lo largo de la mandíbula puede ser un signo de un desequilibrio hormonal: cuando el cuerpo produce demasiada testosterona estimula las glándulas sebáceas.

5. Cejas muy delgadas

A medida que las personas envejecen, experimentan la pérdida natural del cabello, pero el adelgazamiento de las cejas puede ser un signo de hipotiroidismo, una afección tiroidea. Si la glándula tiroides no funciona correctamente, podría producir demasiadas hormonas en particular o no lo suficiente, y ambas afecciones causan adelgazamiento del cabello en el cuerpo. Perdemos pelo todo el tiempo, y es un proceso natural, pero se supone que el crecimiento de más vello compensa eso. Cuando la producción de hormonas está desequilibrada, afecta el desarrollo del nuevo cabello en su raíz, por lo que el que se cae no es reemplazado.

6. Un grano que no sana

Todos podemos tener granos de vez en cuando. Sin embargo, si tenés un pequeño grano “perlado” que no desaparece durante semanas y comienza a sangrar fácilmente, mejor que algún profesional lo revise, ya que podría ser un signo de un carcinoma de células basales. Este tipo de cáncer de piel es el menos riesgoso, ya que no se propaga y puede tratarse con relativa rapidez, especialmente si se diagnostica temprano.

7. Crecimiento inusual del cabello en las mujeres

Si el cabello comienza a crecer repentinamente en un área masculina, como por encima de los labios, alrededor del mentón o debajo del ombligo, podría ser un síntoma del síndrome de ovario poliquístico (SOP), el cual se produce cuando los ovarios se agrandan como resultado de un desequilibrio hormonal. La genética también puede ser una causa de esto, así que primero revisá tu historial familiar.

8. Dolor en el dedo

Dedos engrosados ​​y sensibles pueden ser un signo de cáncer de pulmón. Cuando se desarrollan tumores en esos órganos, estos liberan algunos químicos en el torrente sanguíneo, los cuales estimulan el crecimiento de tejido debajo de las uñas y en la punta de los dedos, causando dolor.

9. Coloración amarillenta de la piel y de la esclerótica

Un tono amarillento en la piel o en la parte blanca de los ojos es un síntoma común que determina problemas hepáticos. Los ojos generalmente se vuelven amarillentos porque una sustancia química llamada bilirrubina se acumula en la sangre.

10. Manchas oscuras debajo de los ojos (ojeras)

Los círculos oscuros debajo de los ojos son normalmente el resultado de problemas de estilo de vida. Cuando no dormimos lo suficiente, tenemos una dieta pobre o un ritmo de vida poco saludable, el tejido adiposo alrededor de nuestros ojos cambia, y nuestra piel se vuelve más delgada. Aunque generalmente no requieren atención médica, son un mensaje que indican que debés cuidarte más.

Fuente: Genial Gurú

COMENTARIOS