Sociedad

Mar del Plata: prohíben ingreso a balnearios de Playa Grande con bebidas alcohólicas

Desde el municipio de General Pueryrredón se dispuso terminar este verano con los concurridos "After Beach" realizados por los jóvenes en Playa Grande. La medida no fue bien recibida por los mismos.

viernes 10 de enero de 2020 - 11:30 pm

Mar del Plata es uno de los destinos del Partido de la Costa Argentina más elegidos por los jóvenes. Playa Grande es la favorita, la misma está rodeada por varios boliches con vistas al mar y desde hace ya algunos años comenzó a congregar a los jóvenes para realizar sus “After beach”.

Pasadas las 17 horas, se crea un clima de fiesta acompañado de música y bebidas alcohólicas hasta que termina de ponerse el sol, algo así como un “boliche abierto”. Sin embargo, desde el municipio de General Pueryrredón se dispuso terminar este año con esta “moda” del verano y a partir de este viernes arrancó el operativo de concientización y prevención.

Unas 70 personas de la Inspección General del municipio, Policía de la Provincia, Infantería, Tránsito y Defensa Civil se plegaron en los cinco accesos públicos de Playa Grande para evitar el ingreso de bebidas alcohólicas y de parlantes. “Buscamos colaboración y concientización en la sociedad. No se trata de prohibir sino de disuadir”, apunta Darío Oroquieta, secretario de Seguridad del partido de General Pueyrredón.

“Pretendemos que todos los habitantes de la playa la pasen bien, y terminar con los disturbios y la molestia a terceros. Hemos recibido quejas de lugareños y de muchas familias, expulsados por un ambiente molesto rodeado de música de alto impacto y alcohol”, profundizó Oroquieta.

“Buscamos un cambio cultural y terminar con que el disfrute de unos invada la tranquilidad de otros. Por eso es necesario poner un límite a través del orden. ¿El objetivo? Que el alcohol no sea la opción para pasarla bien, porque se podría poner en peligro la vida de los demás si después de beber toda una tarde alguien conduce un auto”, agregó el secretario de Seguridad.

El Municipio de General Pueyrredón decidió reivindicar “su” ordenanza 15743, que claramente afirma que se prohíbe la venta y el consumo de cualquier bebida alcohólica en un lugar público. Lo mismo que la 14050 que prohíbe toda “trascendencia de música”, por eso los parlantes rebotan tanto o más que el alcohol.

Sorprendidos por las nuevas medidas de seguridad, los jóvenes no recibieron bien el operativo. Cuando comenzaron a llegar a la playa, con sus heladeras cargadas de cervezas, fernet, vodka, entre otras bebidas, se vieron obligados a pasar por los controles, y nos los dejaron ingresar al sector de arena.

Algunos de forma respetuosa, otros de forma más agresiva, expresaron su disconformidad con la nueva medida. “El operativo que se realiza nos sorprende porque con mis amigas siempre traemos una conservadora con comida y cervezas para pasar el día”, expresó en diálogo con cronistas de Télam Micaela Escalante , quien llegó a Mar del Plata desde Olavarría con sus amigas.

“Ahora nos controlan y solo queremos venir a pasar un buen rato, disfrutar del parador y conocer gente nueva mientras bailamos y tomamos algo” enfatizó.

Por su parte, Hernán Pivotte, quien sostuvo que con sus amigos vienen “siempre con nuestra heladerita, fernet- coca y alguna bebida energizante, pero desde ayer nos han revisado y hoy directamente no hemos podido pasar”.

“Si lo que quieren es que nos vayamos a otra playa, lo van a lograr y va a quedar todo esto vacío, acordate lo que te dijo”, sentenció Valeria para Clarín mientras ella y sus amigas se retiraban de la playa cargando dos heladeras con bebidas.

 

Resta saber por cuánto tiempo más seguirán con estas medidas. Si se trata de una actitud mediática o si resulta una iniciativa convincente que abarcará a otras playas.

COMENTARIOS