Incendios en Australia

De ser abandonado a salvar koalas: la historia de Oso, el perro rescatista

Oso fue diagnosticado con ansiedad excesiva y lo abandonaron de cachorro, pero terminó por convertirse en un perro rescatista fundamental para salvar animales del incendio australiano.

viernes 10 de enero de 2020 - 12:16 pm

Esta es la historia de Oso, el perro rescatista que forma parte de los caninos que ayudan a los bomberos australianos, indicando dónde se esconden koalas y otros animales sobrevivientes al fuego. De cachorro lo abandonaron, pero le dieron la oportunidad de cambiar su destino.

Los incendios en Australia no dan indicios de que vayan a cesar, y muchos animales han sido victimas del fuego que arraza en el país. Dentro de esta catastrofe, se puede encontrar una luz: Oso (Bear), cuando era sólo un cachorro fue diagnosticado con ansiedad excesiva y por eso fue abandonado por su dueño. Sin embargo, ese cachorro estaba comenzando a escribir su propia historia. Alguien del Fondo Internacional para el Bienestar Animal lo vio y percibió que tenía algo especial.

Oso ganó notoriedad mundial por su habilidad de encontrar koalas, canguros y guolls heridos, utilizando su olfato, explica el medio Vix. Estos animales suelen esconderse en los árboles para protegerse del fuego, pero dado que las llamas continúan, es esencial localizarlos para poder salvarlos. Es por eso que Oso se ha vuelto un intérprete fundamental en el rescate de los animales.

El perro rescatista no entra en contacto directamente con los koalas, simplemente los encuentra y avisa a sus compañeros humanos para que los rescaten. “Él tiene una alta energía, es obsesivo, no le gusta que lo toquen y no tiene interés en absoluto por las personas”, dijo Aurore Lepastourel, portavoz del IFAW. “Tristemente, esto hace que no sea la mascota ideal para una familia. Pero estas cualidades lo hacen un candidato perfecto para ser un perro detector, que es exactamente por lo que fue elegido.”

 

COMENTARIOS