Economía

Nuevas retenciones: el Estado se queda con $60 de cada $100 que produce el campo

viernes 3 de enero de 2020 - 1:11 pm

En diciembre pasado se dio el aumento de las retenciones al campo, y como consecuencia la participación del Estado en la renta agrícola que genera una hectárea subió 4 puntos y llegó al 60,4 por ciento. En otras palabras, “de cada $100 de renta que genera una hectárea agrícola, $60,40 se lo llevan los distintos niveles de gobierno”, explica el economista jefe David Miazzo.

La Fundación Agropecuaria para el Desarrollo de Argentina (FADA) dio a conocer la última medición del “Índice FADA”, el informe que mide la participación del Estado en la renta agrícola. El trabajo indicó que la participación del Estado para el promedio de los cultivos de soja, maíz, trigo y girasol es del 60,4%.

Comparando los datos de diciembre con los de hace tres meses (este informe es de carácter trimestral) de septiembre, la participación del Estado en la renta agrícola aumentó un 4%, ya que la anterior fue de 56,4%.

“A su vez, este particular índice mide también cada cultivo en particular, y demostró que en el caso de la soja es del 64,5%, maíz 53,9%, trigo 53,5% y girasol 62%. Las diferencias entre cada cultivo radican en los impuestos y en la renta que genera cada uno, ya que a menor rentabilidad es mayor la participación relativa de los impuestos”, indica FADA en el informe.

Por otro lado, el informe señala además que “los impuestos pertenecen a distintos niveles de gobierno, como también es distinta la distribución que se hace de ello. Así, detalla que, de lo recaudado, el 95,5% pertenece a impuestos nacionales, el 3,9% a provinciales y el 0,6% a municipales. De esos impuestos nacionales, el 62,1% son de carácter no coparticipable, mientras que el 33,4% es coparticipable con las provincias”.

David Miazzo, economista en jefe de FADA, sostuvo que “los impuestos nacionales no coparticipables incrementaron su participación, pasando del 55,6% al 62,1%, mientras que todo el resto cayó en participación. Este cambio en la composición es resultado del incremento de las retenciones que son un impuesto no coparticipable, que al mismo tiempo reduce un impuesto coparticipable como es el impuesto a las ganancias”.

Los impuestos no coparticipables están compuestos principalmente por los derechos de exportación, como también el impuesto a los créditos y débitos bancarios. Los coparticipables son en su mayoría el impuesto a las ganancias y el IVA.

Sobre los cambios realizados, la economista Natalia Ariño comentó, “significan una reducción del federalismo por tres motivos: el primero, es que se incrementan los recursos no coparticipables en manos de Nación; el segundo, se reducen los recursos coparticipables por reducción del impuesto a las Ganancias, y el tercero, es vía los recursos que salen de las regiones productivas en el marco de la suba de derechos de exportación”.

Por último, el relevamiento de FADA se refiere a los índices provinciales, que en Córdoba registra un 59,9%, Buenos Aires 61,7%, Santa Fe 59,3%, La Pampa 62,3%, y San Luis 58,7%. En estos porcentajes, se conjugan los rendimientos, impuestos provinciales y locales, y los fletes, que provocan efectos diferenciados sobre cada uno de los cultivos.

COMENTARIOS