Tecnología Social

China convierte la distribución de deepfakes en delito penal

Analizando las graves consecuencias que los deepfakes podrían conllevar, algunas regiones ya están regulando su uso y China es un claro ejemplo de ello

domingo 1 de diciembre de 2019 - 3:40 pm

En China están tomando muy en serio la distribución de deepfakes, a tal punto que, a partir del 1 de enero de 2020, hacer será tomado como ilegal y como delito penal.

El deepfake nace de la unión de dos conceptos: el deep learning, como se conoce al aprendizaje profundo de sistemas de inteligencia artificial y la palabra fake, que significa falso, lo que preocupa a los internautas, ya que cualquiera puede poner el rostro y hasta la voz de personas dentro de situaciones que no son reales.

Hay muchos ejemplos en el mundo de la pornografía, y cada vez más en la política.

De acuerdo con Reuters, la Administración del Ciberespacio de China ha anunciado nuevas reglas para todo el contenido de audio y video compartido en línea: los deepfakes comenzarán a ser ilegales, así que quienes incurran a este delito, irán directo a prisión. De este modo, el país asiático busca formas de erradicar las noticias falsas y los deepfakes en cualquier escenario.

A partir de que la ley entre en vigor, cadenas de televisión, plataformas de streaming, medios de comunicación o agencias de publicidad, tendrán que advertir cuando su contenido haya sido creado utilizando inteligencia artificial.

De igual modo, las nuevas reglas aplicarán para los usuarios que compartan contenido en redes sociales; es decir, estará prohibido publicar videos deepfake de creación propia.

China considera que estas nuevas tecnologías podrían poner en peligro la seguridad nacional, perturbar la estabilidad social o infringir los derechos e intereses legítimos de otros.

COMENTARIOS