Salud

Por qué decorar con plantas tu escritorio

Los beneficios de decorar tu lugar de trabajo con estos seres vivos

lunes 25 de noviembre de 2019 - 7:19 am

Tener un escritorio que nos haga sentir cómodos puede cambiar notablemente cómo nos sentimos a la hora de ponernos a trabajar.

Una de las mejores formas es tener una planta. Los motivos son muchos, pero el principal tiene que ver con principio de la biofilia: la afinidad instintiva que los seres humanos tenemos con el mundo natural y otros sistemas vivos. Así, nos conecta con nuestra esencia y saca lo mejor de nosotros.

Estos son los beneficios más importantes según el Informe Global de Espacios Humanos:

Mejora la productividad

Las personas que tenían plantas en su entorno de trabajo en el estudio mostraron ser más productivas y eficientes que quienes no tenían una.

Mayor creatividad

Más notorio aún fue el impacto sobre la creatividad: quienes tienen plantas en su espacio de trabajo son mucho más creativos y encuentran soluciones más originales a los problemas que se presentan a diario.

Mejora la concentración y el nivel cognitivo

Puede hacer que nos resulte más fácil concentrarnos en la tarea que estamos haciendo, y también a comprender mejor las cosas que suceden en las distintas áreas laborales.

Aumenta el bienestar

No solo mejora nuestro nivel de trabajo, sino que además nos permite sentirnos mejor mientras estamos en él.

Algunas recomendadas

Kokedama

Son plantas que no necesitan macetas, porque se hacen con una técnica especial que lo permite. Requieren muy poco riego y, en general, bastante poco cuidado, por lo cual es ideal para el escritorio. Podés comprarla o hacerla vos mismo.

Cáctus y suculentas

Estas especies también son perfectas, porque no ocupan demasiado espacio y no necesitan mucho cuidado. En general, con apenas un poco de agua y un poco de luz les alcanza para vivir bien.

Potus

Si tenés un poco más de espacio, es una de las plantas de interior por excelencia. Es bastante resistente y vistosa, con sus grandes hojas verdes que te conectarán con lo natural.

Estas son solo tres opciones, aunque hay cientos de plantas de interior que podés elegir.

Fuente: La bioguía

COMENTARIOS