Renuncia de Evo Morales

México le dará asilo político a Evo Morales por razones “humanitarias”

El domingo, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador ofreció refugió a Evo Morales luego de que presentará su renuncia y emitiera una orden de aprehensión en su contra

lunes 11 de noviembre de 2019 - 7:42 pm

Tras renunciar el domingo a la presidencia de Bolivia, Evo Morales aceptó este lunes la oferta de asilo ofrecida por México.

La noticia fue dada por el canciller mexicano, Marcelo Ebrard: “Les informo que hace unos momentos recibí una llamada del presidente Evo Morales mediante la cual ha respondido a nuestra invitación y solicitó verbalmente y formalmente el asilo en nuestro país”, informó en rueda de prensa.

Ebrard puntualizó que México decidió concederle el asilo a Morales “por razones humanitarias” y porque su vida “corre peligro” en medio de la escalada de violencia en Bolivia: “Procederemos de inmediato a informar al Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia, cosa que ya hicimos, para quien bajo el derecho internacional proceda a otorgar el correspondiente salvoconducto y las seguridades, así como garantías de que la vida, integridad personal y libertad del señor Evo Morales no serán puestas en peligro y que podrá ponerse en seguridad”, añadió.

El canciller, quien no aceptó preguntas de la prensa, no develó si Morales se encuentra todavía en Bolivia ni la fecha en la que viajará a México.

El responsable de Exteriores de México explicó que ya ha informado de esta decisión a la Organización de los Estados Americanos (OEA) invocando “la protección internacional a la vida, la libertad y la integridad de Evo Morales”, y que informará a la ONU y al Senado mexicano.

“Nuestra tradición ha sido siempre por la protección a los perseguidos políticos”, reivindicó Ebrard, quien dijo que “el otorgamiento de asilo es un derecho soberano del Estado mexicano acorde con sus principios normativos de política exterior para proteger los derechos humanos y respetar la autodeterminación de los pueblos”.

México, junto a Uruguay, Cuba, Venezuela y el presidente electo de Argentina, Alberto Fernández, coincidieron en calificar de golpe lo ocurrido en el país andino. El resto de países de la región mostraron su preocupación pero eludieron ese término y enfatizaron la necesidad de que se realicen elecciones democráticas libres y que se transite por un camino de paz.

“México no aceptaría un gobierno de carácter militar… Lo que ayer ocurrió es un retroceso para todo el continente”, agregó el secretario de Relaciones Exteriores. “Estamos muy preocupados”.

COMENTARIOS