Sociedad

Ganó el Quini, pero el reclamo de una compañera de trabajo abrió un escándalo

Eduardo Martí y Victoria Castellanos protagonizaron una disputa mediática por la existencia de un supuesto acuerdo previo de que dividirían en dos el premio de 44 millones de pesos

jueves 7 de noviembre de 2019 - 11:35 am

Seis números, 44 millones de pesos en juego, un ganador que se presenta exultante ante el público y un reclamo inesperado. Así podría resumirse la historia de Eduardo Martí, quien hace unas semanas se presentó como el ganador del Quini 6 y anunció que se tomaría licencia hasta fin de año hasta acomodarse a su nueva situación financiera.

Incluso, Martí armó una fiesta con músicos en vivo e invitó a familiares y amigos para festejar el premio.

Esta semana se conoció que Martí, en realidad, no fue el único ganador. Al parecer, este hombre de Villa Dolores, Córdoba, le hizo el favor a una compañera de trabajo, Victoria Castellanos, quien le indicó los números a los que debía jugarle y que resultaron ser los ganadores (03, 10, 11, 20, 25 y 30). Hasta ahí, tanto la versión de Martí como de la mujer coinciden. Las contradicciones comienzan en el momento de un supuesto acuerdo previo de dividir en dos el premio en caso de ganar.

Imágenes de la fiesta que preparó Martí

Sobre este punto, Martí explica: “A mí me gusta jugar y siempre sacaba la Quiniela, siempre me dijeron que tenía suerte. Y ella me dijo que juguemos una boleta a medias. No jugamos una, jugamos dos: ella pagaba la del Quini y yo la del Loto, pero el premio era compartido”.

En una entrevista con Noticiero Doce, el hombre ahondó: “Ahora quiere hacerse como que me donó el dinero, a mí no me donó nada. Ella metió la pata, si no no sé si me hubiera dado plata. Ahora dice que es buenita”.

Estas declaraciones de Martí se dieron luego de que su compañera de trabajo en los Tribunales de Villa Dolores hablara con un medio local y asegurara que el acuerdo con Eduardo era el siguiente: hacer dos jugadas: si ganaba “Nenas”, todo el dinero era para ella, y si salía “Edu”, se repartían los millones en partes iguales. Finalmente, ganó “Nena”.

“Lo llamo y me dice ‘ganamos con la boleta de las nenas’, y yo le dije: no, ganamos mis hijas y yo”. Según la versión de Victoria, Eduardo de inmediato la contradijo por teléfono: “‘No, doctora, al boleto lo tengo yo, así que por favor compartamos 50 y 50′”.

“Eduardo es un gran compañero de trabajo. Siempre suele salir a hacer trámites y por eso le pedí que vaya a la agencia. Si no era por él, ese día no jugaba y nadie iba a ganar el premio”, comentó la mujer en diálogo con Radio Juntos 94.1.

Y cerró: “Yo no quería aparecer porque no me parece que sea necesario exponerse. Quiero agradecerle a Eduardo porque lo único que le pedí en medio de su euforia fue que no me nombrara, y a eso lo respetó siempre. Me parece que tiene que terminar como un buen momento, como una alegría”.

Sin embargo, a Eduardo no le gustaron las palabras de su compañera de trabajo y le salió al cruce: “Ella no contó que una noche fue a casa con una de las hijas y me tiró como queriéndome trabajar la psiquis. Está mal, está equivocada. Debe tener esclerosis porque se olvida que hablamos de que era a medias”, concluyó Eduardo, en un nuevo capítulo de la polémica por los 44 millones de pesos del Quini que tiene en vilo a Villa Dolores”.

¿Cómo siguió la disputa?

Tras llegar a un acuerdo certificado por un escribano, la mujer recibió el dinero en su cuenta bancaria e inmediatamente transfirió los 16 millones a su compañero.

¿Por qué $ 16 millones? Ocurre que por una deducción impositiva los 44 millones de pesos terminaron siendo 32 millones de pesos.

COMENTARIOS