Belleza

Diferencias entre lifting y extensiones de pestañas

Las características de estas técnicas que reemplazan la máscara de maquillaje de ojos

martes 29 de octubre de 2019 - 7:47 am

Las técnicas modernas nos permiten darle un poco de descanso a la máscara y conseguir el efecto en la mirada con procedimientos cosméticos semipermanentes que nos ahorran mucho tiempo.

El principal son las extensiones. Prácticas, pero muy caras, con mucho mantenimiento y poco indicadas para las que busquen naturalidad. Para quienes buscan otra cosa existe el lifting, que dura entre dos y tres meses.

El efecto del lifting alarga, riza y eleva. No añade nada a tus pestañas, se limita a aplicarles cuidadosamente una serie de productos sobre unas almohadillas de silicona durante unos 45 minutos. Al final del proceso, se suavizan con un suero hidratante y se aplica un tinte que recupere el color, pues puede haber aclarado un poco. Si el tinte no va incluido en el tratamiento, conviene pedirlo: las pestañas se ven más brillantes e intensas.

Tras el tratamiento, solo tendrás que tener cuidado durante las siguientes ocho horas y no mojarlas ni humedecerlas (si aguantás 24, mejor). No requiere mantenimiento, cuidados especiales ni productos de maquillaje específicos como sucede con las extensiones. De hecho, podés aplicarte tus cremas, tu máscara de pestañas habitual o el serum de crecimiento. Además, es menos agresivo (al final, la extensión añade peso extra a nuestra pestaña), el resultado es más natural y dura dos o tres semanas más.

Fuente: Mujer hoy

COMENTARIOS