Mundial de Rugby 2019

El tifón Hagibis mantiene en vilo al Mundial de rugby: partidos suspendidos y quejas de los equipos

En un comunicado, la Federación puso en duda los partidos del domingo, que dependerán de como esté el campo de juego.

sábado 12 de octubre de 2019 - 12:03 pm

Las autoridades de Japón activaron una inusual alerta máxima por lluvias ante la llegada del potente tifón Hagibis, que antes de tocar tierra ya había dejado un muerto, varios heridos y graves daños materiales por vientos huracanados. La imparable tormenta se desplaza a 140 kilómetros por hora hacia la península de Izu, al sudoeste de Tokio.

En medio de la catástrofe natural en tierras niponas, se lleva a cabo el Mundial de Rugby. Debido al peligroso tifón, hubo algunos duelos suspendidos y otros pendientes según cómo se encuentre el campo de juego, lo que despertó quejas de algunos equipos.

World Rugby anunció este sábado en un comunicado que inspeccionará los lugares donde están programados los partidos del domingo, inmediatamente después del paso del tifón Hagibis, para confirmar si se juegan los duelos de esa jornada, incluido el decisivo Japón-Escocia en Yokohama.

Antes, la organización decidió cancelar dos partidos programados para el sábado, Nueva Zelanda-Italia e Inglaterra-Francia, por primera vez en 32 años de historia en el Mundial.

La medida levantó polémica. La primera queja llegó por parte de los italianos, quienes tenían que ganar su partido frente a los All Blacks para avanzar a la próxima instancia. Ante la suspensión, por reglamento, se les dio dos puntos a cada equipo y los europeos quedaron eliminados.

“Nuestra primera consideración es la seguridad de todos”, expresó la World Rugby mediante un comunicado este sábado.

Programación del domingo:

Canadá tiene que jugar contra Namibia en Kamaishi, al este de Japón, que se vio devastada por el tsunami de 2011, y puede verse afectada por una tormenta el domingo.

Estados Unidos hará lo propio contra Tonga cerca de Osaka, que podría verse afectado por una tormenta. El partido Gales-Uruguay se jugará en Kumamoto, al sudoeste y no debería tener problemas con la climatología.

El cotejo más atractivo es el Japón-Escocia, en Yokohama, cerca de Tokio. La selección anfitriona busca pasar a cuartos de final de un Mundial por primera vez en su historia, lo que lograría en caso de ganar.

Si las previsiones meteorológicas son correctas, Hagibis habrá dejado Japón para entonces, pero los organizadores necesitarán verificar que no hubo daños en los lugares de los partidos y que los transportes no hayan sido afectados.

COMENTARIOS