Salud

Cómo colgar la ropa si querés evitar plancharla

Ocho consejos que pueden serte de ayuda

domingo 8 de septiembre de 2019 - 7:11 am

Si querés evitar tener que planchar la ropa luego de lavarla, existen una serie de trucos para colgarla y saltearte esta tarea.

- Sacar la ropa de la lavadora según termine. Extraerla una vez termine el programa de lavado y centrifugado. Sin dejar pasar tiempo. De esta manera, lograremos que la ropa se asiente en una posición en la que aparezcan las arrugas.

En el caso de usar una secadora es preferible utilizar un programa delicado con una temperatura no muy alta, para evitar que la ropa se reseque en la máquina. Si salen con cierta humedad será más sencillo ahorrarnos la plancha.

- Sacudir las prendas nada más sacarlas de la lavadora o secadora. Antes de tender la ropa tenemos que sacudirla para eliminar los restos de pelusas y estirarla para restar las arrugas que haya adquirido en el proceso.

- Tendé las prendas respetando su forma natural y bien estiradas. Fijarnos en la forma de la prenda que vayamos a colgar y tenderla de manera que se adapte a su posición básica para no crear más arrugas.

- Colgala según el tipo de ropa y tejido. Podemos fijarnos en las etiquetas, que en ocasiones nos avisan de que ciertas prendas no es recomendable que se sequen colgadas en una cuerda.

- Los broches, en lugares que no se noten. Ponelos en lugares estratégicos, donde las marcas puedan disimularse o donde no vaya a crearse. Las costuras suelen ser un buen lugar. En pantalones y faldas, la cintura puede ser el mejor sitio. Las camisas y camisetas suele ser bueno colgarlas boca abajo o en una percha, que darán la forma de nuestro cuerpo.

- Las grandes telas tenderlas dobladas. Las toallas, manteles, sábanas o mantas es recomendable doblarlas a la mitad. Si se doblan en más partes tendrán más marcas y tardará más en secarse.

- No dejar la ropa seca tendida. Una vez que las prendas estén secas hay que retirarlas para evitar que el sol y el aire las dañe. El mejor lugar para colocar el tendedero es un sitio donde haya corriente de aire y no estén en contacto directo con el sol.

- Guardar la ropa de manera adecuada. Al retirarlas del tendedero alisarlas con las manos en una superficie plana e introducirla en el armario bien doblada y asegurándonos de que no queden arrugas.

Fuente: Levante

COMENTARIOS