Alimentación

Seis tipos de alimentos con efectos medicinales

Una buena salud parte en gran medida de lo que consumimos

viernes 6 de septiembre de 2019 - 7:53 am

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advierte que seis de cada diez enfermedades están directamente relacionadas con lo que nos llevamos a la boca.

Existen alimentos saludables y con la virtud extra de ayudar al organismo a reducir las inflamaciones y revertir algunos pequeños desajustes. Son unos productos cuyas sustancias también ayudan al cuerpo a crear sus propios antiinflamatorios.

Frutos rojos

Especialmente, las cerezas y los arándanos atesoran grandes cantidades de antioxidantes y antiocianinas, aliados para prevenir la inflamación crónica, la cual favorece la aparición y el desarrollo de ciertos tumores, como los de colon, hígado, estómago o vejiga, la hepatitis C y la infección por Helicobacter pylori. Los arándanos son excelentes para la prevención de la colitis ulcerosa y la inflamación; mientras que las frambuesas, concretamente su extracto, para prevenir la artritis.

Hierbas y especias

Además de poner el sabor a los platos, ayudan a mitigar males. El jengibre, clavo, pimienta, orégano, salvia, tomillo, canela y laurel están entre los más potentes antioxidantes y antiinflamatorios naturales. El jengibre y la cúrcuma son excelentes para reducir los procesos inflamatorios. Igualmente las hierbas generosas en timol, como el limón o el orégano, mitigan los problemas dentales y ayudan en los procesos curativos de la faringitis y la bronquitis.

Té verde

Tiene un poder antiinflamatorio y constituye un excelente aliado a la hora de mitigar los efectos de la enfermedad de Crohn, la colitis ulcerosa y la artritis. Incluso es posible que pueda ayudar a prevenir algunos tipos de cáncer.

Ajo

Contiene alicina, un compuesto con poderes antiinflamatorios similares al ibuprofeno, ideal para el tratamiento de afecciones como la sinusitis, la gastroenteritis o la bronquisotis. Solo tiene efecto cuando se toma crudo. Es un buen antibiótico contra las bacterias y los hongos, regula el colesterol, la presión arterial y, por ende, previene las enfermedades cardiovasculares. Impide la aparición de tumores en el estómago.

Omega 3

Proporciona energía al organismo e interviene en las funciones del corazón, los vasos sanguíneos, los pulmones y los sistemas inmunitario y endocrino. El pescado azul constituye una de las mayores fuentes y se aconseja consumirlo, al menos, dos veces a la semana si queremos reducir las inflamaciones y proteger las membranas celulares de sus efectos adversos. También los vegetales de hoja verde, como las acelgas, las espinas o la col, lo contienen. Estos además atesoran interesantes cantidades de vitamina E, que protege al organismo de las citoquinas, moléculas que causan inflamaciones.

Vegetales fermentados

El chucrut, las cebolletas, el miso, los pepinillos e incluso la cerveza o el vino cuidan de la microbiota, refuerzan el sistema inmunológico y previenen la inflamación crónica del intestino, origen de numerosas enfermedades. Para que conserven todas sus propiedades saludables, los vegetales deben fermentar en sal marina, nunca en vinagre.

Fuente: Alimente

COMENTARIOS