QEPD Tata Brown

El último adiós al Tata Brown: una sentida despedida en la sede de Estudiantes

Esta mañana desde las 8hs y hasta las 13hs, tuvo lugar un emotivo homenaje que le brindaron al histórico campeón del mundo, donde asistieron varios ex compañeros de la Selección y del Pincha

martes 13 de agosto de 2019 - 3:48 pm

Anoche, un profundo dolor llegó a la gran mayoría de los argentinos. En las últimas horas del día lunes, se confirmaba la muerte de José Luis Brown, histórico jugador surgido en las divisiones inferiores de Estudiantes de La Plata y recordado por el Mundial que obtuvo con la Selección nacional en México 86.

El Tata fue, es y será una verdadera gloria para el fútbol argentino. Lamentablemente, desde diciembre del año pasado estaba internado en una clínica de la ciudad de La Plata, a causa de una enfermedad neurodegenerativa, la cual fue la única batalla que no pudo ganar, aunque peleó hasta el final, como siempre.

Tal como lo deseaba en vida, los restos del Tata Brown descansarán en el Country Club de City Bell. El velatorio fue en la sede de Estudiantes, en un marco multitudinario, donde se hicieron presentes varios hinchas, amigos, ex jugadores y los campeones del Mundo del 86.

Por la casa del Pincha pasaron familiares, amigos, decenas de periodistas y varios excompañeros, entre ellos Alejandro Sabella, Sergio Batista, Ricardo Bochini, Jorge Burruchaga, Héctor Enrique, Oscar Garré, Ricardo Giusti, Luis Islas, Oscar Ruggeri y Carlos Tapia.

Además de los que pudieron acercarse hasta La Plata, fueron varios los mensajes que llegaron desde las redes sociales, todos de apoyo al enorme Tata Brown que además de ser un gran jugador, era mejor persona.

"Sin Brown, nunca hubiésemos ganado el título del 86", confesó Diego Maradona, quien hoy temprano lo despidió con un emotivo mensaje que finaliza de forma categórica. "Hiciste un gol en la final de un Mundial, jugaste con el hombro roto y supiste cuánto pesa la Copa del Mundo. Que descanses en paz", escribió.

"Hoy es un día muy triste para todos nosotros, para todo el fútbol argentino. No solo como jugador, sino como persona, el Tata fue extraordinario” explicó Ricardo Bochini, mientras llegaba muy sentido a la sede del Pincha. Y así, hay miles de casos de excompañeros.

Brown fue un exdefensor consagrado, ahora es una leyenda. Se fue un gigante y en la sede de Estudiantes lo despidieron como él merecía. A lo grande.

COMENTARIOS