Psicología

Qué hacer en casos de acoso escolar

El bullying es un problema grave que sigue afectando a muchos menores cada día

viernes 9 de agosto de 2019 - 7:59 am

El acoso escolar o bullying es un problema grave que debe ser tratado de raíz y a tiempo. De lo contrario, las víctimas pueden sufrir graves daños físicos y psicológicos, llegando al suicidio en el peor de los casos.

Los agresores, cuando el acoso no es denunciado, adquieren la costumbre de actuar de manera violenta. Es posible denunciar a aquellos centros educativos que omiten su responsabilidad frente a los alumnos. Garantizar la protección de los menores y la seguridad de las víctimas de acoso escolar son deberes del centro.

Independientemente, si el colegio no tomara las medidas adecuadas o estas no fueran suficientes, hay que acudir a los órganos territoriales de educación. En lo que concierne al hogar, la confianza, sentirse apoyado en todo momento por la familia, son factores fundamentales que pueden marcar cómo el menor afectado tratará internamente el problema.

Es clave que se lo escuche, pues habitualmente, ellos hablan con claridad cuando se sienten seguros. Por ello, no es recomendable poner en duda en ningún caso el relato. Se debe actuar con calma y precaución. El acoso escolar puede atraer graves consecuencias como daños sobre la autoestima del menor. También cuadros de estrés postraumático, depresión, y en casos más graves conductas autolíticas.

De este modo, puede ser necesaria atención especializada para tratar la sintomatología producida por el acoso escolar. Estos síntomas tienden a reflejarse en cambios como una disminución del rendimiento escolar, miedo a ir al colegio o estados de ánimo depresivos. En estos casos, es fundamental consultar la situación con un especialista.

Fuente: La mente es maravillosa

COMENTARIOS