Redes Sociales

La polémica entre Paraguay y Argentina por la propiedad del chipá

Un error en las redes sociales de la UNESCO abrió la discusión entre paraguayos y argentinos sobre el origen de este alimento

viernes 14 de junio de 2019 - 3:59 pm

La cuenta de Instagram de la UNESCO tuvo un error que hizo estallar a la comunidad paraguaya en las redes. A través de una publicación en dicha red social, el organismo identificó al chipá como una receta argentina y fue cuestionado tanto por usuarios paraguayos como por la Cancillería de Paraguay.

View this post on Instagram

Chip, chip...chipa!!! 😉 Wait, you don't know what chipa is? Let us introduce you to this small but tasty bread because Chipa is clearly more than just a food. It is a shared history and one we can celebrate together. Not surprising, food often transcends national boundaries. We have been eating long before the established nation-state. At UNESCO, we seek to find the opportunities that unite us in a common appreciation of the good things that life can bring. Today, Paraguay, the northeast region of Argentina, Uruguay, Southeastern Bolivia and Southwestern Brazil are blessed with the Chipa, a shared culinary heritage that according to some food historians dates back to early human settlements in the region and is credited to the indigenous Guarani people. Chipa is an ideal accompaniment to coffee and other beverages or any breakfast food. It is made from cassava starch, an ingredient typical to the region, along with the Yaboti Biosphere Reserve in Argentina. The cassava flour is very versatile for preparing several dishes common to the region, including this bread with cheese. The best part of chipa is that it is not only delicious but also gluten-free. Along with being a national dish in Paraguay, back in the Yaboti Biosphere Reserve, when the community sits together at the table to share a meal prepared with local ingredients and local know-how, it is, in fact, a way of celebrating life and transmitting knowledge, demonstrating that humans can live harmoniously with nature. @unesco_mab has collected sustainable recipes from UNESCO's Biosphere Reserves across world and created its very own cookbook. Stay tuned for more recipes that are delicious, sustainable, and celebrate the beauty of biodiversity. . . 👉Swipe to the side to see the recipe👈 . . .👩‍🍳👨‍🍳😋😋🙌🙌👩‍🍳👨‍🍳😋😋🙌🙌 . . #Foodie #FoodPhotography #Chipa #Cassava #CassavaStarch #Bread #BiosphereReserve #GlobalGoals #Biodiversity #SustainableDevelopment #FoodiesOfInstagram #cooking #SustainableCooking #Diversity #Recipe #Cook #Food #GlutenFree #UNESCO Photo credit: @tembiupy 📸

A post shared by UNESCO (@unesco) on

"Chip, chip… ¡¡¡Chipa!!! Esperá, ¿no sabés lo que es Chipa? ¡Te presentamos este delicioso pan de queso proveniente de la reserva de la biosfera Yabotí en Argentina!", escribió la UNESCO en sus perfiles de Twitter e Instagram.

"Chipá es un acompañamiento ideal para el café, o cualquier comida de desayuno. Está hecho de almidón de yuca que es un ingrediente típico de la Reserva de Biósfera Yaboti en Argentina. La harina de yuca es muy versátil para preparar varios platos comunes en la región, incluido este pan con queso. La mejor parte de la chipá es que no solo es deliciosa, sino también sin gluten", señalaba.

Si bien esta es una larga pelea, ya que el alimento es producido también en Brasil y Argentina, Paraguay lo declaró "Patrimonio Cultural Inmaterial"  en 2018, año en que también se estableció su protección como conocimiento tradicional por la Dirección Nacional De Propiedad Intelectual y se declaró de Interés Nacional la lista del Patrimonio Gastronómico Culinario del Paraguay.

Es por esto que las autoridades de Paraguay se dirigieron en un comunicado a la UNESCO, asegurando que esta publicación "afecta sensiblemente a un bien patrimonial inmaterial" del país.

La Secretaría Nacional de Turismo (SENATUR) de Paraguay también se sumó a la polémica: "Reivindicamos y ratificamos que el chipá es un ícono de la gastronomía nacional. Es el alimento predilecto de todos los paraguayos desde hace más de 400 años y conmemora su día cada segundo viernes del mes de agosto".

Los usuarios argentinos aprovecharon este error del organismo internacional y no dudaron en sumarse a esta polémica para enloquecer a los indignados usuarios paraguayos.

Tras el escándalo, la UNESCO modificó sus publicaciones y agregó un párrafo que decía: "Además de ser un plato nacional en Paraguay, detrás de la Reserva de la Biosfera de Yaboti, cuando la comunidad se sienta a la mesa para compartir una comida preparada con ingredientes locales, es una forma de celebrar la vida y transmitir conocimiento, lo que demuestra que los humanos pueden vivir en armonía con la naturaleza".

COMENTARIOS