Psicología

Cuáles son las diferencias entre ansiedad y depresión

Cuáles son los síntomas característicos de cada una de ellas

sábado 15 de junio de 2019 - 7:54 am

Los problemas de salud mental afectan a gran parte de la población, dos de los más comunes son la depresión y la ansiedad. Pero no siempre está claro cuáles son sus diferencias.

Esta última es un síntoma agregado a algún tipo de trastorno o síndrome, es la sensación de intranquilidad y pensar que algo va a suceder. Es un trastorno de la personalidad que se caracteriza principalmente por la sensación de extremo nerviosismo y miedo ante situaciones de la vida cotidiana. Muchas veces es complicado de controlarse, incluso cuando no se logra podría complicarse y provocar un ataque de pánico.

Síntomas de ansiedad

– Sensación de nerviosísimo

– Aceleración de ritmo cardiaco

– Sudoración en las manos

– Se acelera la respiración

– Sensación de no poder respirar

– Ganas de llorar

– Dificultad para conciliar el sueño

Algunos pueden variar dependiendo del caso y regularmente para calmar esa sensación de inquietud se debe de llevar un tratamiento a base de terapia psicológica, psiquiátrica y ansiolíticos.

La depresión se da por una situación de profunda tristeza. La persona no tiene ganas de hacer nada, no existe una motivación como tal para hacerlo sentir mejor.

Es considerada una enfermedad porque impide que el individuo continúe con sus actividades de la vida cotidiana y afecta también a las personas que interactúan a su alrededor.

Síntomas de depresión

– Tristeza

– Ganas de llorar

– Irritabilidad

– Pérdida de interés ante actividades que antes se disfrutaban

– Disminuye capacidad de reacción

– Se complica mantenerse alerta

– Dificultad en razonamiento

– Insomnio

– Cansancio crónico

Es necesario un tratamiento de antidepresivos y terapia con un psiquiatra. Cuando no se trata a tiempo, ésta puede empeorar y podría ser letal. La mayoría de los casos de suicidio son a causa de esto.

La relación que existe entre la ansiedad y la depresión es que la primera es un síntoma de la segunda, pero no son lo mismo.

Fuente: Salud 180

COMENTARIOS