Constructoras En La Mira

Cuadernos de las Coimas: Carlos Eduardo Arroyo, el timón detrás la denunciada constructora Green S.A.

Es una de los nombres que el juez federal Claudio Bonadio procesó la semana pasada destacan los de Carlos Arroyo y Carlos Román, ex ejecutivos de Green S.A., acusados de integrar una asociación ilícita y cohecho activo en 26 ocasiones

martes 11 de junio de 2019 - 1:13 pm

No todos son nombres conocidos fuera de sus provincias. La lista de empresarios de la construcción procesados por el juez federal Claudio Bonadio tuvo su inicio en las revelaciones judiciales del ex financista -y hombre de confianza de Néstor Kirchner- Ernesto Clarens y generó un tembladeral en el sector.

Como parte de su acuerdo judicial como arrepentido, Clarens abrió una caja de pandora al entregar una planilla de Excel con el nombre de 86 empresas y los montos que habrían recibido en términos de obras pactadas con Vialidad Nacional.

En este rubro de empresas que habrían pagado coimas a funcionarios kirchneristas surge el nombre de la constructora mendocina Green S.A. -ubicada en el puesto número 23 de 86 entre las más beneficiadas- que tuvo en Carlos Eduardo Arroyo a su principal responsable hasta el 2015.

Carlos Arroyo fue presidente de Green S.A. entre 2003 y 2015, período en el cual se habrían gestado los pagos irregulares a funcionarios nacionales para quedarse con obras públicas.

Green S.A. figura en el puesto número 23 de las empresas que pagaron coimas por quedarse con los contratos más jugosos con Vialidad Nacional

La semana pasada, Bonadio procesó a Carlos Arroyo y a su mano derecha en Green S.A., Carlos Daniel Román, quien también se desempeñó en la compañía entre 2003 y 2015. Carlos Arroyo y Carlos Román fueron procesados por integrar una asociación ilícita y cohecho activo en 26 ocasiones.

Clarens reveló ante la Justicia que Carlos Daniel Román era la persona con la cual se contactaba para coordinar las entregas del dinero ilegal. De los anexos aportados por Ernesto Clarens surge un pago efectuado por la firma Green S.A., en el mes de junio de 2009, por una suma de $ 70.500. De las constancias incorporadas se desprende que los teléfonos de la firma mendocina tuvieron contactos regulares con Ernesto Clarens, según consta en la investigación judicial.

Carlos Eduardo Arroyo, junto a su hijo en la presentación del exclusivo Norte Country Club

Tanto Carlos Arroyo como Carlos Daniel Román reconocieron en sus indagatorias haberle pagado a Clarens por "realización de gestiones financieras". "Hacia fines del año 2013 los accionistas de las sociedades que conformaban la UTE Alquimaq-Green realizaron en forma personal un pago de honorarios al Sr. Clarens para la realización de gestiones financieras ante los bancos para la citada UTE", informa el dictamen de Bonadio.

Green S.A. fue fundada en 1991, iniciando su actividad como empresa constructora, y dirigiendo su accionar al desarrollo integral de proyectos de edificación y de obras viales. La constructora posee actualmente en la Argentina tres sedes, ubicadas en Mendoza, San Luis y Buenos Aires. En Mendoza, participaron en obras en los Accesos Sur y Este, como también en el nudo vial de Costanera, entre otras. Todas estas obras ahora están bajo sospecha de la Justicia.

Carlos Eduardo Arroyo junto a funcionarios mendocinos en al presentación del exclusivo Norte Country Club en mayo del 2015

En el dictamen de la semana pasada, el juez federal elevó el monto de obras investigadas que se había conocido públicamente a $ 1.860.247.811. Se trata de un total de 26 obras: "Entre ellas, 21 fueron adjudicadas exclusivamente a Green S.A., por un monto total de $ 529.201.912,7 correspondiente a los siguientes expedientes: 0009501/2003, 0005786/2005, 0010032/2005, 0010034/2005, 0005993/2007, 0000619/2011, 0019578/2011, 0000240/2012, 0000279/2012, 0000280/2012, 0000801/2012, 0006730/2012, 0018168/2012, 0010376/2013, 0023539/2013, 0006181/2014, 0013166/2014, 0002988/2015, 0007495/2015, 0016828/2015 y 0020269/2015. Asimismo, se le adjudicaron 5 obras en la modalidad de Unión Transitoria de Empresas (UTE) por un monto total de $ 1.331.045.899,15", explica el dictamen de procesamiento realizado por Bonadio.

Las cinco obras investigadas que la empresa Green S.A. realizó en la modalidad UTE las encaró en sociedad con Rovella Carranza S.A. (por un monto de $ 8.969.119); Alquimaq S.R.L. (por un monto total de $ 252.479.652); Dycasa S.A. y Perales Aguiar S.A. (por un monto total de $ 559.595.292); Alquimaq S.R.L., Luis Losi S.A. y Pablo Pietroboni S.A. (por un monto total de $ 190.399.282); y con otra empresa sin especificar en el expediente por un monto total de $ 319.602.552,66, (correspondiente al expediente 0004153/2014).

COMENTARIOS