Efemérides

¿Por qué hoy se celebra el día del futbolista argentino?

La historia detrás del emblemático tanto que convirtió el seleccionado nacional frente a Inglaterra en 1953 y que quedó denominado como el día del jugador de fútbol

martes 14 de mayo de 2019 - 3:27 pm

Por: Santiago Caruso (@Santiago_Caruso)

El 14 de mayo de 1953, la Selección Argentina disputó un encuentro ante Inglaterra en el Estadio Monumental que terminó con victoria por 3-1. Aquella oportunidad significó la primera vez que el elenco nacional le ganó a su par británico, todo un hito para la época.

Los goles del cuadro dirigido por Guillermo Stábile fueron obra de Rodolfo Michelli y de Ernesto Grillo en dos ocasiones (ambos jugadores de Independiente en ese entonces). Uno de ellos terminó por coronar un emblemático momento en la historia del fútbol local y es recordado hasta estos tiempos con su denominación de “gol imposible”.

El conjunto visitante logró ponerse en ventaja con tanto de Tommy Taylor pero pocos minutos después; Grillo tomó la pelota, avanzó por el sector izquierdo y dejó en el camino a tres rivales. Una vez que ingresó al área llegó hasta la línea de fondo y frente a la salida del arquero, definió con mucha astucia por el único hueco que tuvo a disposición.

Las 85.000 almas que asistieron al partido desataron su euforia ante semejante proeza y un cronista de la época se animó a titular: “Hace poco nacionalizamos los ferrocarriles, ahora nacionalizamos el fútbol”. Días más tarde, la lluvia evitó que se jugara la revancha y el cotejo programado debió suspenderse.

Después de 67 años, el país conmemora el día del futbolista argentino por aquel memorable triunfo albiceleste y el histórico tanto de Grillo. Además significó el segundo capítulo de una rivalidad que en la actualidad cuenta con episodios como la expulsión de Antonio Rattín en el Mundial de 1966, los goles de Diego Armando Maradona en 1986 y las eliminaciones repartidas de 1998 y 2002.

El primer enfrentamiento había sido dos años antes, en 1951, donde el entonces arquero de Vélez Sársfield Miguel Rugilo recibió el mote de “El León de Wembley” por sus impresionantes atajadas. Sin embargo, aquella vez comenzamos en ventaja y terminamos con una derrota por 2-1 en el mítico estadio de Londres.

El recuerdo de la época sobre aquel triunfo argentino:

COMENTARIOS