Seguinos en nuestras redes

Economía General

Por la escasez de dólares, las provincias estudian poner en marcha un canje voluntario de deuda

La escasez de divisas que experimenta el Banco Central ha llevado a varias provincias a estudiar la posibilidad de lanzar un canje voluntario de bonos por unos u$s 2.000 millones que vencen entre 2014 y 2015

La falta de dólares y la delicada performance de las reservas del Banco Central parecen augurar, al menos, dos años de sequía que harán necesaria una gestión cuidadosa de ese recurso vital para cualquier economía del mundo.

En el Banco Central lo saben, ya que tanto la devaluación en marcha que afecta a los estados provinciales cuyos ingresos se generan en pesos como la suba de la tasa de interés, que encarece los créditos pertenecen al ámbito de la entidad monetaria. A la vez, toman en cuenta que en 2015 vencen u$s 6.000 millones del Boden 2015.[pullquote position=”right”]Por la escasez de dólares, las provincias estudian poner en marcha un canje voluntario de deuda[/pullquote]

Por eso en las últimas semanas, y casi como si se tratara de un preanuncio sobre la conveniencia de evitar desembolsos indeseados, han seguido con atención las gestiones para que tanto la Ciudad de Buenos Aires, como la provincia de Buenos Aires, Neuquén y Chaco, entre otras, comiencen a sondear la posibilidad de canjear voluntariamente una parte de su deuda emitida en dólares cuyo vencimiento opera en 2015.

El dato es que ya trabajan varios equipos de técnicos provinciales junto con la banca de inversión para lanzar próximamente estas nuevas emisiones. “Si trata de un paso lógico en función de ordenar las finanzas provinciales y acorde al contexto de inflación y alza en los salarios públicos que viven las provincias”, dijo Ariel Barraud, analista del IARAF.

Si bien Scioli no tiene vencimientos de deuda externa para 2014, en 2015 las arcas bonaerenses deberán desprenderse de un total de u$s 1.250 millones. Se trata de emisiones en el exterior, cuyo agente de pagos es el Bank of New York Mellon, bajo legislación de esa ciudad. Del total, u$s 200 millones vencen en febrero y el restante (u$s 1.050 millones) en octubre, pocos días antes de las elecciones presidenciales. “El gobernador es un hombre de extremo orden en los números, suele sentarse los fines de semana con un anotador y un lápiz a hacer las cuentas para saber cómo se encuentran las finanzas de la Provincia”, sostienen fuentes cercanas al precandidato presidencial.

Para Mauricio Macri el panorama luce más tranquilo. Con un presupuesto mucho más pequeño que administrar, las deudas en dólares de la Ciudad se distribuyen en u$s 220 millones para este año y unos u$s 500 millones para 2015.

Por su parte, la provincia de Neuquén deberá cancelar deuda por u$s 125 millones de dólares que obtuvo bajo ley de Nueva York. Este bono (NRH1), está garantizado por las regalías hidrocarburíferas de la provincia, por lo que no habría problema para reunir los fondos. Pero eso no asegura que el Central ponga a su disposición los dólares para hacer la transferencia.

Si bien Santa Fe, Córdoba y Mendoza también tienen un alto grado de participación de la deuda en dólares en el stock total de los pasivos provinciales (en Santa Fe es del 82,1%; en Córdoba 56,4%; Mendoza 50,1%) como en 2015 no operan vencimientos formales, cada uno de estos gobiernos tendría un margen más importante para hacer cambios.

Economía

Incertidumbre: El FMI rechaza el plan de Martín Guzmán y se dificulta la negociación con el organismo

El organismo pide un plan consistente y garantías de que lo va a poder cumplir

En tiempo de descuento, el Gobierno busca acelerar la negociación con el FMI y alcanzar un acuerdo que le despeje el futuro económico en el corto plazo. En este sentido, una delegación de Argentina compuesta por tres funcionarios de Economía (Fernando Morra, viceministro; Raúl Rigo, secretario de Hacienda y Ramiro Tossi, subsecretario de Financiamiento) y dos del Banco Central (Jorge Carrera, vicepresidente 2° y Germán Feldman, titular de Investigaciones) se encuentra en Washington, trabajando al respecto.

Sin embargo, las primeras noticias que llegan de Estados Unidos no son positivas y es que el FMI rechazó el plan económico del ministro de Economía, Martín Guzmán, al considerar insostenibles las proyecciones macroeconómicas.

Una de las controversias es la inflación que supone Guzmán para 2022. Los economistas argentinos trabajan con un supuesto de 33%. Este viernes el Banco Central publicó un relevamiento en el que muestra que la inflación esperada por bancos y consultoras será 52,1%.

Otro de los puntos de discordia gira en torno al déficit fiscal del 3,3% del PBI, el cual será financiado con fondos de organismos multilaterales, ergo, mayor deuda. El escenario es más complicado, según afirma Clarín, la cifra en verdad es mayor si se tienen en cuenta los intereses y otros gastos ‘por debajo de la línea’. El Estado necesitaría fondos por casi 7 puntos del PBI.

El valor del dólar es otro de los factores que inquieta al board en la capital estadounidense. El duro cepo impuesto por el Gobierno impacta cada vez más en el nivel reservas del Banco Central: en la última semana la entidad monetaria vendió más de US$405 millones para evitar un aumento en el valor de la divisa norteamericana. Las estimaciones del sector privado son coincidentes en que quedan menos de USD 5.000 millones de reservas netas netos, que se utilizarán para pagar deuda al propio FMI y los primeros vencimientos fuertes de intereses de bonos reestructurados (casi USD 700 millones en enero).

En este sentido, desde el FMI le exigen al Gobierno sincerar el valor de la divisa norteamericana, algo que hicieron a medias: El dólar MEP y el “contado con liquidación” pasaron de $ 180 a valores que ya rondan los $ 215. Sin embargo, no es suficiente, las reservas no mejoraron con estas medidas. Es inevitable una devaluación del tipo de cambio oficial que tiene un brecha con el blue cercana al 100%.

 

Con información de Clarín

Continuar leyendo

Economía

Menos reservas: el BCRA tuvo que vender otros US$140 millones para contener el dólar

En la última semana ofreció en el mercado US$405 millones

Mientras las reservas del Banco Central (BCRA) siguen siendo una preocupación para el Gobierno y economistas, la entidad monetaria se vio obligada a vender en la última jornada de la semana otros US$ 140 millones para asistir la demanda del mercado. La jornada fue caracterizada por tener un “récord de operaciones”, ya que se operaron en el mercado oficial de cambios US$1.031,619 millones.

En lo que va de la semana, la entidad monetaria acumuló un resultado neto negativo de US$405 millones. Si se toma como fecha los primeros tres días de diciembre, la cifra es de US$200 millones de reservas propias que el BCRA le siguió aportando al mercado, según información del mercado.

La fuerte demanda por la divisa norteamericana obligó al presidente del BCRA a seguir endureciendo el cepo, en un intento de proteger los pocos dólares que aún controla. Una de las medidas se conoció el jueves de la semana pasada, cuando se prohibió la compra en cuotas los pasajes y servicios turísticos en el exterior. Otra fue esta semana cuando obligó a los bancos a venderles sus propios dólares. La medida generó más preocupación entre los ahorristas que ya retiraron, desde que se conoció la medida, al menos US$ 600 millones de los bancos.

En paralelo, en Wall Street, los bonos y acciones argentinas que son negociadas en dólares cayeron en la jornada del viernes hasta 10%. Concretamente, los retrocesos de los papeles argentinos son liderados por Banco BBVA (-8,8%); Globant (-6,6%); y Central puerto (-6%); y Mercado Libre (-5,9%). Aquí, el Merval cae 1,1%

Continuar leyendo

Economía

Mercados: en el marco de la negociación con el FMI, caen las acciones argentinas

Mientras tanto, el riesgo país retrocede a 1789 puntos básicos y desciende casi 100 unidades desde sus máximos recientes.

Días de extrema volatilidad viven los mercados y las acciones argentinas en el marco de las negociaciones que entabla el Gobierno argentino con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

En Wall Street, los ADR y acciones argentinas que son negociadas en dólares descontaron en la jornada del viernes hasta 10%. Concretamente, los retrocesos de los papeles argentinos son liderados por Banco BBVA (-8,8%); Globant (-6,6%); y Central puerto (-6%); y Mercado Libre (-5,9%).

En la bolsa local, por su parte, el índice S&P Merval de BYMA perdía un 2,1%, a 85.628 puntos, tras subir más de un 10% en las anteriores dos sesiones de negocios.

“Teniendo en cuenta que se encuentra latente un posible acuerdo con el Fondo (FMI), las acciones financieras podrían tener en consecuencia un contundente aumento en sus cotizaciones siendo este sector el mayor tenedor de deuda privada.”, afirmó Ayelen Romero, ejecutiva de Cuentas de Rava Bursátil.

Gonzalo Gaviña, asesor financiero de Portfolio Personal Inversiones, comentó que “Argentina está transcurriendo días de alta volatilidad y cualquier noticia -sea positiva o negativa- repercute en el mercado. Tenemos una visita en Washington este fin de semana en la cual el Gobierno intentará alcanzar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional”.

“Esto fue bien recibido por los inversores y se reflejó también en las fuertes subas que se vieron dentro del panel de líderes. Una pequeña esperanza mueve con fuerza a los activos locales, tanto en renta variable, como renta fija.”, acotó Graviña

Por su parte, el riesgo país, el índice de JP Morgan que mide el diferencial de las tasas de retorno de los bonos del Tesoro de los EEUU con similares emisiones emergentes, pierde 27 unidades para la Argentina, a 1.789 puntos básicos.

Noticia en desarrollo…

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR