Amistoso Internacional

Venezuela fue superior y derrotó 3-1 a una pálida Argentina en el Wanda Metropolitano

El conjunto de Scaloni no mostró lo que se esperaba y recibió una lección de una Vinotinto que fue mejor a lo largo de los 90 minutos

viernes 22 de marzo de 2019 - 6:03 am

Venezuela se aprovechó de una desdibujada Argentina y le ganó 3-1 en el Wanda Metropolitano de Madrid.

En la primera jugada de peligro del encuentro, la Vinotinto ya estaba en ventaja. El delantero del Newcastle, Salomón Rondón, le ganó la espalda a Mercado y fusiló a Armani para abrir el marcador cuando iban apenas seis minutos de juego.

Durante el primer tiempo, la actuación de la Selección fue mala. Si bien tuvo la chance de empatar, el cuadro venezolano fue superior y no amplió el marcador solo por falta de puntería y un buen achique de Franco Armani en un contragolpe.

Cuando parecía que la primera etapa le iba a salir barata al elenco argentino con un 1-0 que dejaba tiempo a reacción, Murillo sacó un zapatazo inatajable para estampar el 2-0 y complicar aun más las cosas para los de Scaloni.

En el complemento, el entrenador buscó de entrada cambiar el rumbo del encuentro. Ingresaron Matías Suárez, Walter Kannemann y Domingo Blanco por Pity Martínez, Lisandro Martínez y Gabriel Mercado. Así, el equipo modificó a un 4-3-3 que parecía ser la clave en este partido, ya que al comienzo del segundo tiempo Argentina descontó.

Messi inició una contra en el campo de la Selección, abrió para Suárez que asistió bárbaro a Lautaro Martínez que definió de primera. El cuadro de Scaloni descontaba, con más de media hora por jugar, lo que esperanzaba a todos con poder al menos igualar el tanteador en Madrid.

Pero la ilusión del empate terminó de romperse cuando el cronómetro marcaba los 30 de la segunda etapa. Juan Foyth, de flojo partido, bajó a Josef Martínez en el área y el árbitro no dudó en cobrar penal. El propio jugador del Atlanta United de la MLS tomó la pelota y sentenció el partido desde los doce pasos con una notable definición.

Un 3-1 que fue una combinación de un gran presente de Venezuela, contra una floja Argentina que, si bien fue de menor a mayor en cuanto al orden dentro del campo de juego, se la notó falto de juego y lo pagó caro en el resultado.

 

COMENTARIOS