Salud

Cinco trucos caseros para desinfectar las esponjas

Aunque nos ayuda en la limpieza, se puede convertir en un foco de bacterias y microorganismos

viernes 15 de marzo de 2019 - 7:42 am

Aunque la esponja nos ayuda en las tareas de limpieza, paradójicamente con el tiempo se puede convertir en un foco de bacterias y microorganismos dañinos.

A continuación, cinco trucos para desinfectarlas:

1. Vinagre blanco

Debido a su concentración de ácidos orgánicos, altera el ambiente que necesitan los microorganismos para proliferarse. Además, elimina olores y restos de grasa.

Cómo utilizarlo

- Herví una taza de agua.

- Mezclala con una parte igual de vinagre blanco.

- Sumergí la esponja durante unos 20 minutos.

- Luego exprimila y presionala para ayudar a remover la suciedad.

- Por último, si lo considerás necesario, dale un último enjuague con agua y jabón.

2. Jabón líquido

Ayuda a limpiar a profundidad las esponjas. Sin embargo, para una limpieza más profunda, lo mejor es complementarlo con agua hirviendo.

Qué debés hacer

- Para empezar, disolvé una cucharada de jabón líquido o limpiá platos en un tazón con agua hirviendo.

- Luego, sumergí la esponja con cuidado de no quemarte.

- Pasados unos 20 minutos, enjuagá y quitá los residuos.

3. Horno microondas

Las altas temperaturas alteran el ambiente húmedo característico de microorganismos patógenos, lo que genera un bloqueo en el crecimiento de los microorganismos.

Qué hacer

- Tené en cuenta que algunas esponjas están hechas en materiales sintéticos que se pueden derretir al exponerse a altas temperaturas. Por eso, antes de usar este método, lo mejor es introducirla en un recipiente hondo que contenga agua y vinagre.

- Introducí el recipiente en el microondas durante 2 minutos y retiralo.

- Si tu esponja tenía un olor desagradable o a humedad, este método lo eliminará al instante.

- Tené cuidado de no quemarte al retirarla

4. Jugo de limón

No es el desinfectante más potente, pero sí es una buena alternativa cuando no se tienen otras soluciones a mano. Es un antibacteriano natural que puede ayudar en la desinfección de superficies y elementos.

Qué debés hacer

- Extraé el jugo de varios limones y vertilo en agua caliente.

- A continuación, poné a remojar la esponja unos 20 minutos.

- Luego, enjuagá con agua fría y jabón líquido.

5. Aceite esencial de árbol de té

Es una gran solución para eliminar microorganismos en distintas superficies y ayuda a minimizar el olor a humedad y moho.

Qué debés hacer

- Agregá de 15 a 20 gotas de aceite esencial de árbol de té en una taza de agua hirviendo.

- Sumergí la esponja y déjala en remojo durante 20 minutos.

- Luego, enjuagá y exprimí para quitar los residuos. Si notás que aún luce sucia, aplicale un poco de jabón.

Fuente: Mejor con salud

COMENTARIOS