Alquileres

Nuevo proyecto de ley propone que los alquileres se ajusten por la inflación y los salarios

Se trata de una contrapropuesta a los proyectos de Ley de Alquileres que impulsaron el oficialismo y agrupaciones de inquilinos junto a dirigentes de la oposición

domingo 24 de febrero de 2019 - 3:56 pm

Después de que el año pasado fracasaran todos los proyectos tendientes a regular el mercado de los alquileres, las inmobiliarias decidieron bosquejar un proyecto propio.

La nueva propuesta se dio a conocer en el marco de una reciente cumbre del sector en La Plata, donde las autoridades de quince Colegios Profesionales Inmobiliarios de todo el país mostraron los detalles del trabajo y sus diferencias con propuestas anteriores.

Los fundamentos del nuevo proyecto se basan en que, durante el año pasado, “los alquileres tuvieron un incremento porcentual 20 puntos por debajo de la inflación y 10 por debajo del incremento salarial promedio”. Si bien las estimaciones difieren, según la firma Properati los alquileres subieron 36% en promedio, contra el 47,6% de la inflación.

El proyecto propone una veintena de modificaciones al Código Civil y Comercial de la Nación, entre las que se destacan la institución de incentivos impositivos para empresas que construyan viviendas destinadas al alquiler y de beneficios impositivos a particulares que sumen propiedades para compensar el déficit habitacional.

También habla de limitar los depósitos a solamente un mes del valor acordado en los contratos, ampliando las opciones de garantías que pueden presentar y la regulación de eventuales aumentos semestrales del alquiler en función del coeficiente salarial.

Uno de los proyectos que cayeron en el Congreso el año pasado contaba con el consenso de los inquilinos, quienes opinan que el monto del aumento de los alquileres no debe fijarse sólo por la inflación, sino que además debe promediarse con los aumentos del salario, medidos por la ANSES.

En este sentido, el nuevo proyecto del sector inmobiliario incluye “la actualización cada seis meses en base al aumento de sueldo e inflación, un mix entre los dos”, aclara Pepe.

Otra de las características que presenta el proyecto ideado por las inmobiliarias es que los contratos se actualicen según el comportamiento de las UVA –que varía todos los días–, de modo que los valores de los alquileres no pierdan rentabilidad, en especial, teniendo en cuenta que, en 2018, los salarios perdieron contra la inflación. En este aspecto coincide con el proyecto oficial, pero difiere de la idea que plantean los inquilinos.

COMENTARIOS