Belleza

Cuidados caseros para los reflejos rubios

Con la llegada del verano, debemos prestarle más atención al cabello para que luzca brilloso y sano

lunes 19 de noviembre de 2018 - 7:41 am

Los métodos caseros para tener reflejos rubios no requieren la compra de ningún producto específico. Uno de los más conocidos es la utilización de camomila o té de manzanilla. En el caso de la primera, hay muchos sprays que se venden en supermercados. Con la manzanilla se prepara un par de bolsas de té, y cuando está totalmente fría el agua se aplica en el cabello y te podés ir a tomar el sol, o con jugo de limón.

Cuantas más veces se repitan los tratamientos, mayores serán los resultados. Si te preocupa la sequedad, podés aplicarte cerveza que además de aclarar el pelo hidrata las puntas y el cuero cabelludo.

El aceite de oliva además de por ser un estupendo acondicionador, aclara el pelo con la ayuda del sol. La miel es otro de los productos naturales para tener reflejos rubios, realizando un spray en la que se mezcle con un poco de limón y agua. El agua salada también otorga un rubio natural pero a largo plazo.

Cómo cuidar los reflejos

Deben cuidarse sobretodo con acondicionadores de puntas, serúms reparadores y cortándose las puntas cada cierto tiempo. Las cremas aclaradoras aportan brillo a los reflejos, además de darle más viveza y naturalidad al rubio. Todos los cuidados deben ir enfocados a nutrir el cabello desde la raíz y aportarle brillo.

Los productos de keratina tienen el poder de sanar el cabello roto y reparar las puntas secas. Las mascarillas con esta sustancia son uno de los productos más efectivos, junto con cualquier sérum que lo contenga y que se aplique después de la ducha y sin aclarado. Hacer infusiones de manzanilla y aplicarlas es otro de los trucos que podés utilizar.

Los productos diarios del cabello juegan un papel fundamental. Los shampoos y suavizantes hidratantes son la mejor opción en cualquiera de los casos, sobre todo en el verano. Los acondicionadores y mascarillas mantienen el color del cabello durante un período de tiempo más largo.

Uno de los problemas más comunes es cuando el rubio cambia de tonalidad, hacia una amarillenta, anaranjada e incluso verdosa. Si te ocurre, probá de utilizar uno para cabello blanco para tratar de recuperar el rubio. Si no lo conseguís, repetí el método casero o acudí a tu peluquería.

Lo que más asegura que esto no pase, es un tratamiento del pelo para específico de teñidos, que aporta cuidados exclusivos que revitalizan y aseguran el color originario del pelo de la manera más sencilla, y con los mejores resultados.

Fuente: Bekkia

COMENTARIOS